Publicidad

RSS irpf

Estas son las tablas de amortización fiscal que tendrás que usar en función de tu empresa

Comentar
Estas son las tablas de amortización fiscal que tendrás que usar en función de tu empresa

En España, la libertad para amortizar fiscalmente elementos de inmovilizado está restringida a determinados supuestos, muchos de los cuales son inalcanzables para una pequeña empresa. Hacienda utiliza una serie de tablas de amortización con unos coeficientes que todas las empresas deben utilizar al final de cada ejercicio fiscal.

La última reforma tributaria modificó la Ley del Impuesto sobre Sociedades, que simplificó el sistema de tablas de amortización, reduciendo la clasificación desde los 600 elementos amortización vigentes en aquel momento hasta los 30 actuales, vigente desde 2015. Además, los autónomos también pueden amortizar sus elementos de inmovilizado según tributen por el método de estimación directa u objetiva.

A continuación, pasamos a detallar los coeficientes por los que deberás guiarte en función de tu condición fiscal como autónomo o pyme:

Estimación directa simplificada

Grupo

Elemento de inmovilizado

Coeficiente lineal máximo (%)

Período máximo (años)

1

Edificios industriales

3

68

2

Instalaciones, mobiliario, enseres y resto del inmovilizado material

10

20

3

Maquinaria

12

18

4

Elementos de transporte

16

14

5

Equipos para tratamiento de la información y sistemas y programas informáticos

26

10

6

Útiles y herramientas

30

8

7

Ganado vacuno, porcino, ovino y caprino

16

14

8

Ganado equino y frutales no cítricos

8

25

9

Frutales cítricos y viñedos

4

50

10

Olivar

2

100

Estimación directa por módulos

Grupo

Elementos patrimoniales

Coeficiente lineal máximo (%)

Período máximo (años)

1

Edificios y otras construcciones

5

40

2

Útiles, herramientas, equipos para el tratamiento de la información y sistemas y programas informáticos

40

5

3

Batea

10

12

4

Barco

10

25

5

Elementos de Transporte y resto de inmovilizado material

25

8

6

Inmovilizado intangible

15

10

7

Ganado vacuno, porcino, ovino y caprino

22

8

8

Ganado equino y frutales no cítricos

10

17

9

Frutales cítricos y viñedos

5

45

10

Olivar

3

80

Tabla de amortización para sociedades y estimación directa normal

Tipo de elemento o inversión

% lineal máximo

Períodos de años máximo

Obra civil

Obra civil general

2

100

Pavimentos

6

34

Infraestructuras y obras mineras

7

30

Centrales

Centrales hidráulicas

2

100

Centrales nucleares

3

60

Centrales de carbón

4

50

Centrales renovables

7

30

Centrales renovables

5

40

Edificios

Edificios industriales

3

68

Terrenos dedicados exclusivamente a escombreras

4

50

Almacenes y depósitos (gaseosos, líquidos y sólidos)

7

30

Edificios comerciales, administrativos, de servicios y viviendas

2

100

Instalaciones

Subestaciones. Redes de transporte y distribución de energía.

5

40

Cables

7

30

Resto instalaciones

10

20

Maquinaria

12

18

Equipos médicos y asimilados

15

14

Elementos de transporte

Locomotoras, vagones y equipos de tracción

8

25

Buques, aeronaves

10

20

Elementos de transporte interno

16

14

Elementos de transporte externo

20

10

Autocamiones

20

10

Mobiliario y enseres

Mobiliario

10

20

Lencería

25

8

Cristalería

50

4

Útiles y herramientas

25

8

Moldes, matrices y modelos

33

6

Otros enseres

15

14

Equipos electrónicos e informáticos. Sistemas y programas

Equipos electrónicos

20

10

Equipos para procesos de información

25

8

Sistemas y programas informáticos

33

6

Producciones cinematográficas, fonográficas, videos y series audiovisuales

33

6

Otros elementos

10

20

En Pymes y Autónomos | Diferencias entre amortización contable y fiscal

Imagen | FirmBee

Leer más »

Novedades fiscales del nuevo año: el mínimo exento de los tickets restaurante subirá a 11 euros

Comentar
Novedades fiscales del nuevo año: el mínimo exento de los tickets restaurante subirá a 11 euros

Más allá del salario monetario, los tickets restaurante se han convertido en una modalidad de retribución cada vez más habitual entre empresas y empleados por los beneficios fiscales que esta fórmula tiene para las dos partes. Entre ellas, especialmente interesante es la exención en la tributación por IRPF para empleados, que implica un mínimo por debajo del cual esa remuneración queda exenta del pago del IRPF.

Hasta el año pasado, este mínimo exento se cifraba en 9 euros. Sin embargo, desde el pasado 1 de enero, el artículo 45 del Reglamento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) cambia y eleva este mínimo exento hasta los 11 euros, lo que supone un aumento de dos euros con respecto a la tributación anterior y permite situar a los tickets de comida más cerca de lo que en la actualidad cuesta un menú del día en una ciudad media en España.

Toda cantidad que exceda este mínimo se consideraría retribución en especie y, por tanto, tendría que tributar como cualquier otra remuneración. De esta manera, un empleado que utilizase los tickets restaurante de lunes a viernes podría ahorrar unos 600 euros anuales, calculados sobre un contribuyente que tributase a un tipo efectivo del 25%.

Tanto los efectos indirectos como los efectos indirectos de esta medida son evidentes: el trabajador puede beneficiarse de una mayor remuneración que no tributa y la empresa de una mayor motivación de los empleados. Se calcula que, desde la implementación de estos cheques, el absentismo laboral se ha reducido un 37,7%, lo que supone un aumento de la productividad empresarial superior a 1,7 millones de horas.

Efecto positivo en la hostelería

Pero no solo se benefician la empresa y el trabajador. En la actualidad, se calcula que estos cheques tienen un impacto directo en el sector de la hostelería de 619 millones de euros en este sector, generando cerca de 15.000 empleos directos. De hecho, las principales empresas de restauración han acogido de manera positiva este incremento de la cantidad exenta, al considerar que incrementará el consumo en los restaurantes afiliados y ayudará también a la creación de empleo.

En Pymes y Autónomos | Beneficios de los cheques de comida para nuestros empleados y nuestra empresa

Imagen | edenred

Leer más »
Publicidad

No todos los gastos son deducibles: cinco gastos que no podrás incluir en tu declaración de la renta

Comentar
No todos los gastos son deducibles: cinco gastos que no podrás incluir en tu declaración de la renta

Todos los autónomos pueden deducirse la mayor parte de los gastos relacionados con su actividad habitual en su declaración de la renta. Sin embargo, existen otros desembolsos que, aun formando parte de la actividad del trabajador, no son deducibles. Estos son cinco de los más habituales.

Multas y sanciones

Para la Agencia Tributaria, no existe distinción en el tipo de sanción en cuanto a su deducibilidad en el IRPF. Ya sea una multa de tráfico, civil o penal, ninguna de ellas tendrá la consideración de gasto deducible. Por tanto, ninguno de estos gastos podrá ser incluidos como gastos deducibles, aun cuando estuviesen relacionados con la actividad del autónomo.

Recargos

De igual modo, tampoco son deducibles los recargos que haya que satisfacer, con independencia de que hayan sido o noderivados de las propias sanciones o de cualquier otro procedimiento administrativo. Por tanto, no se podrán incluir los recargos por presentar la declaración o las autoliquidaciones fuera de plazo.

Aportaciones a mutualidades de previsión social

Según el artículo 30.2 de la Ley 35/2006, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, no tendrán la consideración de gasto deducible las aportaciones a mutualidades de previsión social del propio empresario o profesional con carácter general, sin perjuicio de lo previsto en el artículo 51 de la citada Ley.

IVA Soportado

Si bien el IVA soportado debe ser incluido en las autoliquidaciones trimestrales de este impuesto, en principio no tendrá la consideración de gasto deducible a efectos de IRPF. Ahora bien, en el supuesto de que no se presenten declaraciones trimestrales de IVA y por tanto no tengan derecho a deducirse las cuotas soportadas, sí podrá ser deducible en la declaración del IRPF.

Donativos y liberalidades

La Ley también excluye expresamente los donativos y liberalidades como gastos afectos a la actividad del autónomo y, por tanto, tampoco podrán ser fiscalmente deducibles en el IRPF.

En Pymes y Autónomos | Nuevo palo judicial a Hacienda: es el contribuyente quien establece si un gasto es deducible

Imagen | stevepb

Leer más »

La reforma del sistema de módulos sigue siendo urgente, pero vuelve a sufrir otro retraso más

Comentar
La reforma del sistema de módulos sigue siendo urgente, pero vuelve a sufrir otro retraso más

No cabe duda que el fraude fiscal sigue siendo una de las mayores lacras de las sociedades actuales, ya que retraen recursos públicos que dificultan el desarrollo de los modernos sistemas de bienestar. Y aunque formas de fraude fiscal hay muchas y muy sofisticadas, lo cierto es que algunos sistemas contribuyen más que otros a que el fraude fiscal se consolide como una de las mayores preocupaciones de los ciudadanos españoles.

En este sentido, uno de los sistemas que mayor fraude fiscal está provocando es, sin duda, el sistema de estimación objetiva, más conocido también como módulos. Se trata de un sistema de tributación a través del cual se calculan los rendimientos netos del negocio en función de una serie de criterios objetivos, tales como los metros cuadrados del local, el número de empleados o el consumo eléctrico, en lugar de los ingresos y gastos reales. Bajo este sistema, en la actualidad, tributan 457.354 contribuyentes que declararan un rendimiento neto de 10.416 euros

Aunque la intención de este sistema es simplificar la gestión tributaria, tanto para la Agencia Tributaria como para la empresa, en la práctica es un auténtico nido de fraude fiscal, pues las empresas pueden utilizar esta estimación en su beneficio para emitir facturas falsas por servicios o productos no entregados a otras empresas y que éstas puedan beneficiarse de la deducción de un gasto no realizado.

Por esta razón, el sistema de módulos lleva mucho tiempo en el punto de mira del Gobierno. En 2015, se preveía una reducción de los límites máximos que le dan derecho a un empresario a acogerse a este sistema, de 450.000 a 150.000 euros a través de un régimen transitorio de tres años que reducía de manera progresiva estos límites. Es decir, solo los autónomos o empresarios que estén por debajo de la citada cantidad podían utilizar el sistema de módulos y tributar por él, lo que en la práctica restringe este sistema a un número muy limitado de negocios pequeños, mucho más fáciles de ponerles coto.

Se preveía que 2018 fuese el ejercicio en el que acabase este régimen transitorio y se redujesen los límites finalmente hasta los 150.000 euros (ahora mismo ese límite es de 250.000). Sin embargo, y después de una orden ministerial publicada por Mariano Rajoy, esta reforma verá retrasada su aplicación durante, al menos, un ejercicio más.

Para alguna de las asociaciones de autónomos, como UATAE, este nuevo retraso supone una muestra más de la “falta de sentido estratégico y de la improvisación del ejecutivo”. María José Landaburu, secretaria general de esta organización, explica que el Ministerio de Hacienda y Función Pública no ha dado argumento alguno en ninguno de los tres retrasos, que sería clave para reducir el fraude fiscal existente bajo el paraguas de este sistema.

En Pymes y Autónomos | Sistema de estimación directa o módulos, ¿cuál me conviene más?

Imagen | 12019

Leer más »

¿Puedo deducirme la cuota de autónomos en el IRPF si soy administrador único de una sociedad?

1 Comentario
¿Puedo deducirme la cuota de autónomos en el IRPF si soy administrador único de una sociedad?

En principio, y salvo que los estatutos de la sociedad dispongan lo contrario, el cargo de administrador de una sociedad es gratuito. Sin embargo, los administradores están obligados a darte de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) y cotizar por su cargo. Pero, entonces, ¿son deducibles estas cotizaciones en el IRPF, tal y como ocurre con las cotizaciones satisfechas en el Régimen General?

Pues bien, la respuesta es sí. Aunque el administrador no reciba ningún tipo de ingreso por su cargo y, por tanto, tal deducibilidad pueda generarle al contribuyente rendimientos negativos, las cotizaciones satisfechas a la Seguridad Social tienen la consideración de deducibles para la determinación de los rendimientos netos del trabajo.

Así lo aclara una consulta vinculante planteada en febrero de 2017 a la Dirección General de Tributos (DGT). En ella, se aclara que, dentro del ámbito del IRPF, la realización en una entidad mercantil de las funciones de administración comporta que los rendimientos que puedan obtenerse por tal motivo proceda calificarlos como derivados del trabajo, conforme con lo dispuesto en el artículo 17.2.e) de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.

La deducibilidad está regulada en el artículo 19 de la citada Ley, que establece:

“1. El rendimiento neto del trabajo será el resultado de disminuir el rendimiento íntegro en el importe de los gastos deducibles. 2. Tendrán la consideración de gastos deducibles exclusivamente los siguientes: a) Las cotizaciones a la Seguridad Social o a mutualidades generales obligatorias de funcionarios.

Esta respuesta de la DGT supone una aclaración positiva para el bolsillo del contribuyente, con independencia de que opte por tributación individual o conjunta. Por tanto, queda claro que, a pesar de que pudiese resultar resultados netos negativos si el contribuyente no obtiene por este concepto ingresos íntegros que superen las cuotas abonadas.

En Pymes y Autónomos | Administradores que no estén en el RETA

Imagen | StartupStockPhotos

Leer más »

Renta 2017, si no quieres llevarte sustos empieza a planificar ya

Comentar
Renta 2017, si no quieres llevarte sustos empieza a planificar ya

Quedan apenas dos meses para acabar el año. Este es el momento en el que hay que ir pensando en una planificación fiscal. Para ello es fundamental saber más o menos como vamos a escapar del impuesto de la Renta 2017 para poder añadir medidas correctoras.

Muchos programas fiscales y asesorías disponen ya de simulaciones que permiten comprobar el resultado de la liquidación. Si resulta que vamos a tener que pagar, todavía tenemos tiempo suficiente como para pedir que nos suban retenciones en la empresa, invertir en algún producto con desgravaciones fiscales, etc.

Leer más »
Publicidad

Cinco consejos para reducir tu factura fiscal de cara al año que viene

Comentar
Cinco consejos para reducir tu factura fiscal de cara al año que viene

Parece que fue ayer cuando estábamos celebrando el inicio de un nuevo año y ahora ya está tocando a su fin. Con noviembre a la vuelta de la esquina, toca afrontar el fin de año con energías renovadas para afrontar las navidades y encarar los últimos momentos del año con ilusión y felicidad.

Sin embargo, el próximo 6 de noviembre marca el segundo plazo de la cuota de la declaración de la renta para todas aquellas personas que les haya salido a pagar. Muchos contribuyentes se prometen que será la última vez que les saldrá a pagar y, ejercicio tras ejercicio, ven como su cuota diferencial vuelve a salir positiva.

Pero, ¿podemos hacer algo para impedirlo? Lo cierto es que sí; estos dos meses pueden servir para encontrar algunos conceptos deducibles nos ayuden a tener que pagar menos IRPF el año que viene. Estos son cinco consejos para hacerlo.

Aportaciones a un plan de pensiones

Las aportaciones a un plan de pensiones son deducibles hasta el límite de 8.000 euros o el 30% de los ingresos del contribuyente. Es sin duda el mejor instrumento para reducir nuestra factura fiscal, ya que puede suponer un ahorro de hasta un 47% en nuestra factura fiscal, en función de nuestra base imponible.

Arrendador de la vivienda

Todos los gastos que realice el arrendador y que estén relacionados con la vivienda arrendada son también deducibles. Estos pueden ser el IBI, la prima del seguro, comunidad, reparaciones o amortización. Además, hay que tener en cuenta que el propietario de la vivienda puede disfrutar de una exención del 60% en la renta del alquiler.

¿Has sufrido alguna pérdida patrimonial? No te olvides de materializarlas

Cualquier inversor que haya liquidado sus inversiones durante este ejercicio, podrá compensar las ganancias obtenidas con las pérdidas materializadas. Por esta razón, y en caso de que tengamos en mente liquidar una inversión que esté acarreando pérdidas en este momento, puede ser un buen momento para hacerlo antes de 2018 para optimizar el pago de impuestos este año.

Deducción por inversión en empresas de nueva o reciente creación

Si invertimos en una nueva empresa, siempre y cuando no supere los tres años de vida, nos podemos deducir en la declaración de la renta un 20% del dinero invertido hasta un máximo de 50.000 euros anuales.

Gastos vinculados a la actividad económica

Todos los gastos vinculados a la actividad económica que realice el autónomo son deducibles en el IRPF. Los más usuales son los consumos de explotación, los sueldos y salarios, la seguridad social a cargo de la empresa, arrendamientos o los servicios profesionales, entre muchos otros.

En Pymes y Autónomos | Siete gastos que son deducibles sin necesidad de disponer de la factura

Imagen | Unsplash

Leer más »

He cambiado de trabajo, ¿puedo solicitar que me aumenten las retenciones de IRPF?

Comentar
He cambiado de trabajo, ¿puedo solicitar que me aumenten las retenciones de IRPF?

En un mercado laboral donde las contrataciones temporales son para muchos la norma es habitual tener varios contratos, y pagadores, a lo largo del año. Lo normal es que las empresas apliquen una retención muy baja, entorno al 2%, ya que los ingresos anuales que tendrá el trabajador serán bajos al ser un contrato parcial. El problema surge cuando se encadenan varios trabajos o se cambia de uno a otro, ¿se puede solicitar que aumenten las retenciones de IRPF?

En principio la empresa aplica la retención correspondiente al cálculo de ingresos anuales que tiene el trabajador. Dicho porcentaje aumentaría al tener ingresos de otros pagadores, aunque si la empresa no tiene conocimiento no aplicará un porcentaje superior al IRPF.

Leer más »

No, el salario más habitual en España no paga casi el 40% en impuestos y cotizaciones, pero se acerca mucho

3 Comentarios
No, el salario más habitual en España no paga casi el 40% en impuestos y cotizaciones, pero se acerca mucho

En la pasada edición de La Sexta Noche, programa de actualidad político semanal, Daniel Lacalle e Ignacio Escolar se enzarzaron en una discusión dialéctica sobre cuál es el porcentaje de impuestos y cotizaciones sociales que paga el salario más habitual en España. Para Lacalle, este porcentaje ascendía al 39,5%, mientras que Ignacio Escolar, por su parte, intentó explicar que ese cálculo era incorrecto, pues no tenía en cuenta todos los costes sociales.

Pero, ¿cuál de los dos tenía razón? Vamos a intentar hacer los cálculos, tomando como referencia la Encuesta de Estructura Salarial del INE, que establece este sueldo en unos 16.500 euros brutos al año.

IRPF

Utilizando la aplicación de retenciones que ofrece la Agencia Tributaria, y para un contribuyente que no tenga derecho a ninguna deducción específica, vemos que el tipo de retención que se le aplica es del 10,92%. En total anual, tendrá que abonar a la Agencia Tributaria 1.801,80 euros.

Seguridad Social

En cuanto a la Seguridad Social, lo primero que tendremos que calcular es su base de cotización. Esta se calcula teniendo en cuenta todas las retribuciones del trabajador y prorrateando las pagas extras. Por tanto, su base de cotización es de 1.375 euros al año.

A esta base, habrá que aplicar los tipos correspondientes del Régimen General de la Seguridad Social a cada una de las coberturas a que tiene derecho a cargo del trabajador, que son:

Cobertura

Tipo Seguridad Social

Cuantía

Contingencias Comunes

4,70%

64,62 euros

Formación

0,10%

1,37 euros

Desempleo

1,55%

21,31 euros

Total

6,35%

87,3 euros

Por tanto, un trabajador con el sueldo más habitual tendrá que satisfacer 87,3 euros mensuales (1.047,75 euros anuales) a la Seguridad Social, el 6,35% de su base salario bruto anual.

Entre los dos conceptos (IRPF y Seguridad Social), el trabajador habrá abonado el 17,27% de su salario al sector público. Dicho de otro modo, 22 puntos porcentuales menos de lo que afirmaba Daniel Lacalle.

Entonces, ¿qué explica esta disparidad de criterios?

Las cifras parecen demasiado grandes como para que alguien que se defina como un economista serio se haya equivocado. Entonces, ¿cuál es el motivo de la disparidad? Pues no es otro que la Seguridad Social a cargo del empresario, que arroja las siguientes cifras:

Cobertura

Tipo

Aportación empresarial

Contingencias Comunes

23,60%

324,5 euros

AT y EP

1,35%

18,56 euros

Desempleo

5,50%

75,62 euros

Formación Profesional

0,60%

8,25 euros

Fondo Garantía Salarial

0,20%

2,75 euros

Total

31,25%

429,68 euros

En este caso, la empresa habrá pagado en nombre del empleado un 31,25% de su salario en cotizaciones sociales (5.156,16 euros). En total, por tanto, la empresa habrá abonado en nombre de su trabajador con el salario más frecuente en España 8.005,71 euros entre IRPF y cotizaciones sociales a cargo del trabajador y de la empresa. Si tenemos en cuenta que el coste laboral del trabajador es de 21.656,16 euros (resultado de sumarle al salario bruto del trabajador las cotizaciones sociales a cargo de la empresa), esto da como resultado un porcentaje de presión fiscal del 37%, más en línea con lo que comentaba Daniel Lacalle que de lo que decía Ignacio Escolar.

Es un simple ejemplo, pero ilustra perfectamente la pobre compresión que tienen muchas personas en relación a los impuestos y, sobre todo, en relación a las cotizaciones sociales que pagamos, incluso aquellas personas con las rentas más bajas.

En Pymes y Autónomos | La Seguridad Social deja de ingresar 560 millones al año por la existencia de falsos autónomos

Imagen | niekverlaan

Leer más »

Soy mileurista, así me afectará la bajada del IRPF en 2018

Comentar
Soy mileurista, así me afectará la bajada del IRPF en 2018

Ayer Ciudadanos anunció un acuerdo con el Gobierno por el cual aquellas rentas inferiores a 14.000 euros estarán exentas del pago de IRPF y aquellas que están entre 14.000 y 17.000 tendrán una rebaja significativa aún sin concretar. Se ha vendido como una bajada de impuestos para los mileuristas, ¿pero cómo les afectará esta rebaja del IRPF en 2018?

Lo primero que hay que tener en cuenta es que se trata de cantidades brutas, es decir, 14000 euros anuales. Si tenemos un salario neto de 1.000 euros mensuales, repartidos en catorce pagas, nuestro bruto anual puede rondar alrededor de los 18.000 euros, por lo que podemos despedirnos de cualquier rebaja de IRPF.

Leer más »
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos