Compartir
Publicidad
Publicidad

Profesores de academia... ¿más economía sumergida?

Profesores de academia... ¿más economía sumergida?
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Nos llega unba nueva consulta de un lector que nos plantea una duda sobre la actividad que viene ejerciendo como profesor en una academia. Este es el caso:

Hola, era para perdirles una consulta, trabajo en una empresa como profesor particular desde marzo del 2009, NO estoy dado de alta como autónomo, como mi trabajo es de profesor particular he leído que no tengo que pagar el IVA, ¿eso es correcto? A lo largo de este año se me ha pagado mediante transferencia bancaria importes que van desde los 150 euros al mes hasta los 700 euros al mes, he acumulado desde marzo 2009 4200 euros. Ahora con la campaña de declaración de la Renta, IRPF, que debo hacer.

Primer aspecto, la enseñanza reglada está exenta de IVA. Si las materias que imparte están recogidas en algún plan de estudios oficial, se entiende enseñanza reglada. De todas formas sabemos que no está de alta en la Seguridad Social pero no especifica si ha procedido al alta en Hacienda, si no lo ha hecho aunque su actividad estuviera sujeta a IVA, lógicamente no lo pagaría.

En segundo lugar si, como comentamos antes, no se ha procedido al alta en Hacienda estamos ante un clarísimo ejemplo de economía sumergida, muy típico en ese sector. Desde el punto de vista de la relacíón profesor-academia es muy discutible, por no decir imposible, que la misma se pueda considerar de caracter mercantil en lugar de laboral, pero ese es otro tema.

El caso es que si no se ha procedido al alta censal en Hacienda de la actividad, no emite facturas, esos ingresos son "en negro" por lo que no se declararían. Cabría la posibilidad de declararlos como rendimientos de actividad económica y regularizarlos pero en caso de revisión puede haber problemas entre Hacienda, él mismo y la Academia.

Este caso es muy representativo de una situación que un informe de la Asociación Española de Servicios a la Persona (AESP) publicó ayer sobre una regulación del empleo sumergido, que aglutina a cerca de un millón de personas en España, de manera que, a través de ventajas fiscales y cambios en las normativas laborales vigentes, crearía 700.000 nuevos puestos de trabajo no deslocalizables en cinco años.

Según este estudio, titulado "Cómo mejorar la calidad de vida y conciliar trabajo-familia en España, creando un millón de empleos", se trataría de equiparar el coste que acarrea para las familias contratar servicios a la persona (SAP), como un profesor particular, pequeñas reparaciones del hogar o una asistenta, a través de empresas cualificadas, en vez de recurrir a trabajadores de manera informal, beneficiándoles de ayudas que nivelen los precios entre ambos sectores.

El informe recoge que la economía sumergida se situará en 2010 en torno al 23% del producto interior bruto, lo que supondría "unos 240.000 millones de euros fuera del control de Hacienda, de los que se estima que el 60 por ciento corresponden a los SAP". Por ello, la asociación considera "crucial" adoptar nuevas medidas que hagan accesibles este tipo de servicios" y "aflorar el empleo sumergido".

En Pymes y Autónomos | El repunte de la economía sumergida Imagen | fluzo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio