Compartir
Publicidad
Publicidad

Cómo mejorar la financiación de los bancos y la captación de nuevos clientes

Cómo mejorar la financiación de los bancos y la captación de nuevos clientes
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En los tiempos que corren, las condiciones crediticias son cada vez más duras. Los proveedores desconfían y miran con lupa los nuevos pedidos, por lo que cada vez es más complejo captar nuevos clientes. Aunque estos problemas los sufren todas las empresas, son especialmente críticas para las pymes y los autónomos.

Una buena herramienta para capear este temporal es el informe anual, memoria o anuario. Este documento pone en orden y permite valorar los principales parámetros de la empresa. Aunque la normativa sólo obliga a elaborar estos documentos a las grandes corporaciones que cotizan en bolsa, las ventajas que ofrece a una pyme son varias:

  • Es un punto a favor que facilita la negociación con el banco o caja de ahorros para pedir un prestamo, transmitiendo mayor confianza.
  • Permite acercarse a los clientes, ya que su presentación o envío es un punto caliente para retomar el contacto con ellos. A su vez, transmite una imagen de seriedad y solidez.
  • Transmite valor y seguridad a los propios trabajadores de la empresa que la edita.
  • Genera confianza en los proveedores e interlocutores relacionados con el negocio (ayuntamientos, cámaras de comercio, sindicatos, etc.).

¿Cuánto cuesta? Sí, vale. Me parece muy bien, pero esto, ¿costará un ojo de la cara? Una memoria hecha a medida para una pequeña empresa o un autónomo, incluyendo su elaboración de contenidos, diseño e impresión, viene a costar unos 2.000 euros.

¿Muy caro? Depende. Si con ella conseguimos ampliar la línea de crédito que tenemos con el banco, la inversión habrá valido la pena. Y si un par de nuevos clientes nos contratan porque les ha dado confianza nuestra memoria, también habrá sido una buena idea.

¿Qué información se recoge en una memoria? En el caso de las Pymes y autónomos, basta con que recoja los datos relevantes:

  • Indice y carta del presidente o gerente.
  • Estructura organizativa de la empresa, explicada.
  • Hechos relevantes del ejercicio, líneas de negocio en marcha, etc.
  • Datos económicos del ejercicio desglosados según las actividades de la empresa: ingresos, beneficios, recursos propios, etc.
  • Recursos humanos y Responsabilidad social corporativa, como por ejemplo, la gestión medioambiental.
  • Resultados de años anteriores.
  • Previsiones para los próximos años y estrategias empresariales de futuro.

De todo lo anterior, hay una cosa que es realmente importante. Da igual la cantidad de dinero que se gaste en hacer una memoria atractiva y moderna si los datos de su empresa son malos: No hay buena memoria posible con resultados demoledores.

Con toda esta información, si tuvieras ahora un dinero extra en la cuenta de tu negocio, ¿invertirías 2.000€ en hacer una memoria o los utilizarías en otras cosas para mejorar la financiación de los bancos y captar nuevos clientes? ¿En qué los invertirías?

Imagen | Lusi

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos