Compartir
Publicidad

Consideraciones en el análisis económico-financiero de empresas

Consideraciones en el análisis económico-financiero de empresas
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Para montar una empresa, para llevar a cabo un plan comercial, para asumir una operación crediticia con un cliente, etc...para todo ello, y en primer lugar, antes de todo lo demás, hay tres tareas a realizar: análisis, análisis, y análisis. Soy consciente del peligro que supone la parálisis por análisis, pero es absolutamente necesaria llevar esa labor de destripe de manera previa. En caso contrario, más que gestionando estaremos jugando con el azar.

Dentro de las nociones básicas que entiendo debe manejar todo empresario, independientemente del tamaño de su empresa, están las económico-financieras. Un gestor empresarial, un emprendedor, un hombre de negocios, debe saber leer una cuentas anuales, entender un Balance y relacionarlo con su cuenta de Perdidas y Ganancias, etc. Y debe saber hacerlo para entender su empresa y la de los demás. Luego el que no sepa ya tiene deberes para ello.

Soy consciente de que es imposible en un post explicar todo lo que hay que mirar, como mirarlo y qué conclusiones extraer. Pero me ha parecido interesante que le echéis un vistazo a un post de Riesgo y Morosidad. Esta claro que dicho blog tiene una relación muy cercana con Axesor, una empresa de informes comerciales, y en cierto modo nos vende sus virtudes. Uno es moderamente neutro respecto a ellos, no creo que sean la panacea, pero como herramienta de trabajo son interesantes. Realizado este disclaimer, entramos a fondo.

En dicho Blog, y como ejemplo de la información que se puede extraer de uno de esos informes, radiografían la salud financiera del Atlético de Madrid. En lineas generales, me parece correcto, aunque discrepo en algunos puntos. Aún así, me parece sumamente ilustrativo de como podemos aproximarnos a dicha información, cómo podemos trabajar sobre dichos documentos. Ahora bien, me gustaría hacer (son más, pero estas son fundamentales) dos precisiones.

La primera es que no se puede hacer un análisis estático, es obligatorio el analizar una serie de ejercicios, como mínimo 3, y si son más mejor. De este modo lograremos ver la tendencia de la empresa a través de la evolución de esas magnitudes, de esas ratios. No es lo mismo que vayan mejorando que que sufran un empeoramiento repentino, por mucho que en el último año los datos sean los mismo.

El estudio de los datos en el tiempo nos ayudará además a detectar cambios de criterio con poca justificación. Me explico. Si observamos que las cuentas relacionadas con amortizaciones, provisiones, sufren cambios bruscos, malo (salvo que encontremos una respuesta justificada). Los cambios en estas partidas, al igual que los referentes a criterios de valoración de stocks, de ventas, etc, suelen corresponder en muchas ocasiones a un intento de adecuar los números a la realidad ue nos interesa. Jugando con ellas es posible pasar de declarar perdidas, beneficios, lo que más nos interese.

¿Queréis un ejemplo sin salir del mundo del fútbol? Ahí tenéis las cuentas del Real Madrid de este año. Florentino Pérez amortizaba el coste de los fichajes en el ejercicio en curso. Por los motivos que fuesen. Sin embargo, la Directiva actual ha decidido que ese procedimiento no es correcto, que se ajusta más a la legalidad (aunque sea menos prudente) el prorratear la amortización del fichaje en función de los años contratados. Dicha práctica automáticamente genera unos ingresos contables, que no de efectivo que hacen que el ejercicio de este año pase de ser negativo a presentar beneficios. Lo dicho, que los cambios sin justificar en dichas partidas deben hacernos pensar. Y disponer de muchos ejercicios para analizar pone de relieve este tipo de prácticas y dificulta manipulaciones contables.

El segundo aspecto que quiero destacar es el de la información cualitativa. Como podemos intuir el papel pone, a corto plazo, lo que queramos que ponga,aunque a largo plazo, tal y como hemos dicho cueste mantener la compostura. Pero, y los informes comerciales suelen cojear ahí por su propia naturaleza, la información cualitativa es más difícil de controlar por parte de la empresa (lo que opinan los proveedores, lo que vemos con nuestros ojos, etc). Pues bien, algo fundamental es nuestra percepción sobre los gestores de la empresa. Y una pregunta clave es cuáles son sus previsiones de futuro, que van a hacer con ella, como vana evolucionar esos datos que hemos conocido. En el análisis comentado se hacen eco del futuro cobro por la venta del Calderón, pero nada se dice de que van a hacer los gestores para evitar que esa delicada situación financiera que tienen a corto no se reproduzca en el futuro pasada la inyección monetaria. Si un gestor no nos sable hablar de futuro, de previsiones, malo. recordemos que es ahí, en ese espacio temporal, donde conviviremos con el, no en el pasado.

Vía| Riesgo y Morosidad En Pymes y Autónomos|La dimensión de la empresa: Estructura económico-financiera Imagen|Pedroelnegro

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio