Compartir
Publicidad
Publicidad

La internacionalización de nuestros productos: el salmorejo

La internacionalización de nuestros productos: el salmorejo
Guardar
4 Comentarios
Publicidad


Hace un par de días me encontré con una traducción al inglés del salmorejo con el sello de Gomaespuma y su “from lost to the river”. Es difícil, muy difícil acuñar términos en otros idiomas en los que no existe ese producto o servicio. Para el caso que nos ocupa; literalmente:
Salmorejo Cordobés; Andalusian tipycal vegetable cold cream
Pues sí, es probable que se una descripción de lo que es el salmorejo cordobés, pero creo que hay que defender el propio producto y exportar su concepto. Este mecanismo es tan simple como traducir “salmorejo cordobés” por “salmorejo cordobés”.

Evidentemente, esta traslación de conceptos implica dos facetas dentro de la política de ventas de la empresa. Si nos encontramos en un entorno como un restaurante de un aeropuerto, es lógico que exista una carta en inglés y español, pero debería ser más lógico, que los propios vendedores expliquen a los clientes que lo pregunten los condimentos del salmorejo y lo que lleva, manteniendo su propia identidad y consiguiendo que el término se exporte a otros paises.

Lo que puede parecer una soberana tontería dentro de una comida, ocurre por igual en muchos otros ámbitos de productos o servicios mediante un proceso de inversión del propio producto a la cultura o lengua de destino. Si nos fijamos un poco, la anglosajonización de la lengua, sus términos, la exportación de sus productos o servicios es un tónica dentro del mundo empresarial y si esto se ha llevado a cabo, ha sido porque los paises de origen de muchos de estos términos no se han preocupado de facilitar la comprensión o adaptación de los mismos a la lengua de destino.

Management, SEO, manager, headhunter, B2B… podríamos hacer una lista inmensa de “palabros” términos, abreviaturas de actividades que bien´no existian dentro de nuestro entorno, bien se han modificado o adaptado. Situándonos en el mismo plano ¿alguién ha encontrado en algún país de habla inglesa la traducción española para “roast beef”?

Y siguiendo su misma política comercial, las empresas y gentes españolas tienen que hacer lo mismo; reivindicar el producto, el servicio, el concepto, la marca y no adaptar términos a la lengua de destino. Basta con explicar bien ese producto, pero no nos saquemos traducciones imposibles porque no existen.

En Pymes y Autónomos | Traductor traidor
Imagen | Mari & Nacho

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio