Compartir
Publicidad

Mensaje de fuera de la oficina, este año no si tengo mi smartphone

Mensaje de fuera de la oficina, este año no si tengo mi smartphone
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Habitualmente cuando nos vamos de vacaciones configurábamos el mensaje de fuera de la oficina del correo electrónico. Pero hoy en día teniendo en cuenta que muchos tenemos un smartphone con el que recibir precisamente este correo, ¿sigue teniendo sentido el mensaje de fuera de la oficina?

Aquí hay que considerar distintos factores. No todas las empresas ni todos los trabajadores son iguales. Por un lado, en las organizaciones de mayor tamaño, donde nos dan un smartphone para gestionar el correo no implica que cuando estamos de vacaciones tengamos que hacerlo, por lo que el mensaje de fuera de la oficina tiene todo el sentido del mundo.

En este caso se tienen que aplicar las mismas reglas que en otras ocasiones, se indica la fecha en la que estaremos fuera de vacaciones y se añade la dirección de correo de nuestro backup en la empresa por si hay algún tema urgente se pueda gestionar de forma adecuada.

En el caso de organizaciones pequeñas, donde vamos a tener que acceder si o si a través del smartphone al correo y distintas aplicaciones de empresa, al fin y al cabo es la única forma de poder irnos de vacaciones... podemos modificar el mensaje para indicar que tendremos conectividad limitada.

Avisar para no generar impaciencia en el cliente es básico

En este caso indicamos a nuestro cliente que seguramente vamos a dar una respuesta algo más breve al encontrarnos con conectividad limitada, no tan ágil como suele ser habitual y en caso de que no se trate de algo urgente quedará para nuestra vuelta de vacaciones.

En este caso tenemos que comunicarlo con el suficiente tacto, para que los clientes no se sientan molestos. Muchas veces lo que para ellos es urgentísimo, no deja de ser una cosa sin importancia, que bien puede esperar. Luego también depende de la importancia del cliente para nuestro negocio, aquí está claro que no todos son iguales.

Al final se trata de avisar que no mantenemos la misma actividad habitual durante un pequeño periodo de tiempo, el que nos podamos permitir de vacaciones, para que no se impacienten nuestros clientes. Si todo va bien, nos ponemos al día a la vuelta y habremos logrado desconectar y disfrutar de unas vacaciones que de otra manera no serían posibles.

En Tecnología Pyme | El verano pone a prueba la autonomía del smartphone, ¿superaremos la prueba?
Imagen | Highways Agency

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio