Compartir
Publicidad

La importancia del posicionamiento: Blackzi, sinónimo de café con música

La importancia del posicionamiento: Blackzi, sinónimo de café con música
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La idea de que tomar un café sea una experiencia ligada a la calidad, viene de la mano de dos empresarios que vieron una oportunidad en este sector donde la modernización no había llegado al cien por cien. Si reparamos en los anuncios que la televisión ofrece sobre las nuevas maneras de tomar café (en cápsulas, por ejemplo)y observamos la oferta en los distintos puntos de venta, se detecta una heterogeneidad con forma de distintos precios, sabores, calidades, etcétera. Estos emprendedores con experiencia buscan que el consumo de café en los bares sea sinónimo de carácter.

Si hemos creado una marca, tenemos un buen producto para incorporar al mercado, el posicionamiento hoy más que nunca, es fundamental. Además de un buen estudio de mercado, es necesaria una dosis de creatividad extra, para localizar ese hueco en el que se nos permita destacar. En el caso de Blackzi se han decantado por aspectos como: el precio, que es asequible, un producto de calidad y el cuidado del contexto: un espacio donde existe una agenda de eventos que se van sucediendo en los locales.

Lo que me resulta arriesgado y a la vez atractivo es el hecho de que Blackzi no se puede encontrar en las estanterías de los supermercados ni en las grandes superficies, no se puede comprar por Internet ni en tiendas especializadas. Se encuentra “allí donde suceden las cosas interesantes”. “Somos la marca de café que sólo encuentras en cafeterías, hoteles, locales de ocio”, comentan sus creadores Alfred Cortés y Juan Manuel Calvo.

Un aporte más sería el de la exclusividad, en este caso pretenden que el producto que tomas sea único, y que sólo lo encuentres si te desplazas a uno de sus locales. Me parece una decisión diferente y supongo que busca encontrar una reacción del tipo: "el café que tomo en este local y me gusta tanto, no lo voy a encontrar en el supermercado de mi barrio, merece la pena venir hasta aquí"

Pero a un consumidor exigente y que atraviesa un momento delicado a nivel económico, se le tiene que ofrecer un valor añadido, y por ello, se ha construido alrededor de la marca ese espacio para compartir ocio y cultura. De hecho, permiten a artistas noveles la oportunidad para dar a conocer sus trabajos mediante su plataforma de difusión. Bajo el nombre The Coffee Society organizan jazz sessions y conciertos en los locales dando así un soporte al sector de la hostelería.

El hecho de utilizar las redes sociales y un diseño gráfico moderno,, ligado a un prototipo de consumidor que tiene unas inquietudes concretas, convierte esta estrategia de marketing en una acorde con los tiempos que vivimos. Me parece un buen ejemplo de lo que una marca ha de hacer con sus clientes finales: conversar. Charlar con ellos tanto por Facebook, Twitter, y sobre todo a través de sus acciones, en este caso relacionadas con la música,los conciertos y diversas actuaciones.

Una vez más, insisto en que la creatividad ha de estar presente en todo tipo de empresa, grande, pequeña..., el fin es la generación de muchas ideas, para que al final una de ellas dé en el clavo, y encontremos esa fusión entre un buen producto y un lugar, un espacio donde ofrecerlo que no se parezca al de tu competencia y que aporte un valor, cubra una necesidad al consumidor, que a fin de cuentas es el actor más importante de una organización.

De nada sirve un café excelente que no llegue a un número importante de personas. Y a día de hoy las personas exigimos mucho a las empresas.

En Pymes y Autónomos|Yo mimo a mi cliente ¿y tú?,Errores estratégicos comunes

Imagen|Blackzi The Coffee Society

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio