Compartir
Publicidad

El carisma como herramienta esencial en el trabajo

El carisma como herramienta esencial en el trabajo
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Conseguir el afecto y el respeto de los demás, es el sueño de cualquier jefe. Para lograrlo es necesario aceptarte tal como eres y actuar con seguridad. Las personas carismáticas suelen serlo de forma innata, pero como todo se puede aprender en la vida.

El carisma es una herramienta esencial en el trabajo puesto que un jefe carismático no empequeñece a los demás sino que consigue inspirar a sus trabajadores para sacar lo mejor de ellos.

Cómo ganar confianza en uno mismo

  • Ofrece un discurso atractivo. Y con discurso nos referimos a que no se trata de llamar la atención ni a hablar más, ni gritar más sino, ser capaz de expresar durante una conversación, tus ideas de forma coherente ofreciendo argumentos interesantes.

  • Hablar con aplomo. Ser asertivo, hablar con aplomo y seguridad es vital. Esto se logra gracias a cultivar una buena autoestima y seguridad. Esto no se logra de un día para otro, es fruto del trabajo.

  • Respeto a los otros por encima de todo. Si queremos que las personas que nos rodean nos tengan en consideración es imprescindible lograr ese respeto. Llegar puntual a las citas, actuar con honestidad, comportarse de manera educada..., son cualidades imprescindibles.

  • Autenticidad. La marca personal es algo que está en boca de todos. Parece un concepto nuevo pero existe desde siempre. ¿Qué es la marca personal? La forma en la que nos perciben los demás, la impresión que causamos. Todos tenemos un rasgo que nos diferencia del resto, en nuestras manos está destacarlo.

Sé sincero y admite tus fallos

Todos cometemos errores pero algunos jefes creen que admitirlos denota debilidad. Necesitan ser el centro de atención constantemente. A veces, dan la sensación de que han olvidado que trabajar conlleva errores y aciertos.

Los demás siempre valorarán más a una persona que actúa con modestia que a aquel que se da demasiada importancia o sólo busca aparecer en los medios de comunicación.

Muestra interés sincero por los otros

Apagar el móvil, mantener contacto visual con tu interlocutor, escuchar atentamente son herramientas sencillas y sinceras para demostrar que realmente te importa lo que te están contando.

No trates de impresionar al otro hablando de ti, cuando en realidad un buen jefe debería estar más atento en escuchar a lo que los demás tienen que decir.

La generosidad como símbolo del carisma

Nelson Mandela, Dalai Lama, J.F.Kennedy... son personas, personajes que pasaron a la historia por diferentes razones pero les unía el carisma, tan diferente como diferentes eran sus personalidades.

Si quieres afecto, trata de ser una persona cariñosa; si por otro lado necesitas atención, ocúpate de los demás; si quieres que te tengan confianza, ábrete a los otros.

No es necesario tener unas habilidades excepcionales, ni contar con un físico espectacular, basta con ser una persona agradable y mostrar interés por los demás para lograr ese carisma que aporte valor a la empresa.

En Pymes y Autónomos|Cómo decirle a tu jefe que se equivoca y no morir, laboralmente, en el intento

Imagen|Terimakashi0

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio