Publicidad

Emprender, una necesidad para los jóvenes en un mercado laboral donde la precariedad abunda
Vocación de empresa

Emprender, una necesidad para los jóvenes en un mercado laboral donde la precariedad abunda

Publicidad

Publicidad

Parece que los medios de comunicación ya no emplean el término 'emprender' de manera tan asidua. Sin embargo, dada la precariedad de la oferta laboral, a muchos jóvenes y no tan jóvenes no les queda otra salida. Saben que no es una tarea fácil, ni una experiencia tan ideal como les han vendido, pero si hay ganas, algo de capital para empezar e ilusión, no queda otro remedio.

Si hace unos años marcharse de casa de los padres era una odisea, ahora aún más. Porque los alquileres suben de precio pero no así los trabajos que hay en el mercado. Por lo tanto, emprender puede ser una solución a sabiendas de que el camino será largo.

Emprender, motivación y experiencia

Emprender requiere de grandes dosis de energía y motivación, pero también se necesita capacidad de planificación, conocimientos, preparación y suerte, algo que no suele faltar a personas que no tienen 25 años pero sí experiencia en algún sector.

Por ejemplo, es el caso de My Garbancito, una tienda especializada en ropa de bebé y moda prenatal. Su creadora venía de otro sector aunque siempre le gustó la idea de montar una guardería.

Estudió el mercado y comprobó que los precios en este sector eran elevados en España respecto a otros países. Y ahí logró diferenciarse. Acudir a ferias y relacionarse con otras personas del sector fue decisivo.

Emprender como una necesidad a los 20 años

Los jóvenes españoles tendrían que dedicar el 90% de su sueldo para alquilar una vivienda, lo que ha provocado que la edad de emancipación roce ya los 30 años, una de las edades más altas de Europa.

Para huir de los contratos precarios y la temporalidad, muchos de ellos se han lanzado a abrir negocios, no por un espíritu emprendedor, sino para poder llevar una vida digna fuera del mileurismo. Término y cantidad que hace una década era suficiente para vivir, pero ahora no.

Los jóvenes en España tendría que dedicar el 90% de sus sueldos para alquilar una vivienda

Presentarse a un concurso para conseguir financiación

Juanjo es un joven que ha podido poner en marcha su negocio gracias a la ONG Acción tra el Hambre y el proyecto: "Emprende, sí". 150 jóvenes se han sumado a esta iniciativa ya que venían desmotivados por los contratos que no les permiten ni ahorrar un mínimo.

Pero lo que llama mi atención es que las tornas han cambiado, ya no hay ilusión por el proyecto en sí, sino por salir de esa espiral donde ven que con esos sueldos no podrán marcharse de casa de sus padres nunca.

“El porcentaje de quienes vienen con la idea de emprender y con ese espíritu es menor”, reconoce Ana Alarcón, gestora del programa.

Iniciar una aventura profesional requiere de conocimientos

En el primer caso, hablábamos de una mujer con una larga trayectoria profesional que nada tenía que ver con las tiendas de ropa de bebé. Gracias a esa experiencia y bagaje profesional, no es que lo tenga más fácil que un chico de 20 años, pero desde luego, cuenta con algo llamado experiencia.

Las propias incubadoras o fundaciones que animan a estos jóvenes a que emprendan con una cantidad de dinero para comenzar, admiten que sólo un 10% llega a buen puerto con su proyecto pero el lado positivo para el 90% restante es la experiencia y las habilidades aprendidas durante el proceso. ¿Es suficiente?

Imagen|Pixabay

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir