Compartir
Publicidad

EL Black Friday y los descuentos continuos se comen el presupuesto de Navidad

EL Black Friday y los descuentos continuos se comen el presupuesto de Navidad
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si hace unos años noviembre era un mes que pasaba sin pena ni gloria en las cifras del comercio, de un tiempo a esta parte se ha convertido en clave para explicar los números del sector. Es un mes que el consumidor ya tiene marcado como época de descuentos, que se inician con el día del Soltero, el 11 del noviembre y acaban con el Black Friday y el Cibermonday el último Jueves del mes y el siguiente lunes. Esto hace que al final el presupuesto que tiene el consumidor para los regalos en Navidad se vea mermado.

Al menos esta es la lectura que hace la Confederación Española de Comercio, donde los datos que recogen reflejan que la campaña de Navidad de 2018 ha sido la peor de la historia desde 2013. Con estas cifras tampoco puede extrañar que a la hora de la verdad se acabe por destruir empleo en el sector.

Además los números del año no incitan al optimismo, dado que el comercio minorista solo creció un 0,8% en 2018 frente al 3,5% del año anterior. La reducción de márgenes para hacer frente a los gigantes de Internet, a la sucesión de campañas y descuentos constantes de las grandes cadenas acaban por mermar el crecimiento del sector.

Y la parte más negativa está en el empleo, ya que el comercio minorista es responsable de un gran número de trabajadores contratados de forma indefinida o que se contratan por campañas. A esto hay que sumarle una lenta pero constante disminución de comercios. 2018 terminó con 6.998 empresas de comercio activas menos que el año anterior.

Todo esto dibuja un escenario nada optimista. Además cuando se habla de digitalización, de ayudar al comercio en el relevo generacional o la lucha por el cliente en Internet muchas veces se afronta de forma poco realista. El comercio lo que necesita es que le ayuden a atraer al cliente de forma proactiva, en lugar de esperar a que alguien pase por delante de su puerta y cruce el umbral.

https://www.pymesyautonomos.com/actualidad/nuevo-plan-modernizacion-comercio-minorista-vista

Lo mismo podríamos decir con la fidelización de los clientes. Tenemos novedades en nuestro negocio, que hemos elegido en función de lo que creemos que les gustará a nuestros clientes. Sin embargo no haremos nada para avisarles, simplemente esperaremos a que un día pasen por delante de nuestra tienda. Estos son los aspectos que determinan si al final un negocio está condenado a desparecer o a languidecer lentamente o tiene alguna oportunidad de adaptarse a los nuevos tiempos del mercado.

Imagen | Free-Photos

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio