Compartir
Publicidad

La jornada ha muerto, viva el rendimiento

La jornada ha muerto, viva el rendimiento
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Lo ha dicho esta semana Soledad Murillo, secretaria general de Políticas de Igualdad, al presentar el estudio Productividad y Conciliación de la Vida Laboral y Personal, realizado por el grupo de investigación Derecho del Trabajo, Cambios Económicos y Nueva Sociedad, de la Universidad Carlos III. Conciliar vida laboral y personal es la principal demanda laboral de los trabajadores y se insiste por activa y pasiva en que es productivo para la empresa. ¿Por qué no nos atrevemos a dar el paso? “Ojos que no ven, corazón que no siente” o, lo que es lo mismo, “si no te veo trabajar, no es lo mismo” puede ser la explicación. Si las nuevas tecnologías han sido un paso de gigante en la productividad de las empresas, ¿por qué no darles también esta oportunidad cuando se trata de nuestros empleados? Fíjate en lo que la tecnología puede hacer por ti y tus trabajadores:

  • Internet. Puedes utilizarlo para flexibilizar la jornada laboral, demanda laboral que hoy día es una las principales de los trabajadores tal como ya expusimos en Demandas laborales: semana de cuatro días. Pues aquí tenemos varios botones de muestra: en Unisys la mayoría de los empleados llega a media mañana cuando el tráfico es más fluido y ya se han gestionado emails y otros. Pero es que además hay quien lo financia. IBM, CajaMadrid, Microsoft o BP financian a los trabajadores la adquisición de nuevas tecnologías. Y no solo hablamos de la línea ADSL, hay quien paga la adquisición de equipos tecnológicos dentro del programa Internet en casa e incluso ofrecen ayuda para acondicionar la vivienda al teletrabajo.

  • Videoconferencias. Evitas desplazamientos por viajes de negocios y ahorras en dietas, alojamiento o manutención. Nokia, Hero o Nestlé lo utilizan.

Otras opciones más tradicionales guardan relación con el sueldo. Aena complementa hasta el 100% las prestaciones recibidas en caso de incapacidad o maternidad. Brigdestone tiene un sistema de incentivos que valora la productividad más que el número de horas trabajadas. Las empleadas de Mercadona no trabajan desde el quinto mes de embarazo. Cierto, cierto, todas las empresas citadas son multinacionales muy lejos en capacidad de las PYMES, podemos pensar o ¿son grandes empresas porque han asumido ciertas opciones antes que otras?

Fuente | Mtas y Estudio Productividad y Conciliación de la Vida Laboral y Personal Imagen | bttvdzxt

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio