Compartir
Publicidad
Publicidad

Aprendiendo a trabajar por nuestra cuenta

Aprendiendo a trabajar por nuestra cuenta
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En una gran empresa cualquiera de nosotros siempre puede sentirse al abrigo de un jefe o un equipo que al fin y al cabo en un momento de apuro son los que nos saca de él. El problema es cuando pasamos a ser emprendedores, trabajadores por cuenta propia y es tipo de chollos se nos acaban.

Realmente no hay una fórmula mágica para ser capaces de seguir mejorando el ritmo de trabajo una vez no estemos amparados por una gran superestructura empresarial que nos haga ser mucho más organizados, pero si algunas pautas claves que puede ser de ayuda para formarnos correctamente a la hora de conseguir no perder en vano el tiempo y aprovecharlo de forma lo más productiva posible. Las pautas fundamentales que os aconsejo son:

  • Siempre tener una lista de tareas pendientes, cada día revisar la lista de pendientes del día anterior y agregar las nuevas que tengamos que ir resolviendo en los días sucesivos.
  • Priorizar siempre, para hacer de forma inmediata aquellas tareas más importantes y que requieran de nuestro trabajo con anterioridad.
  • No perder tiempo en trámites innecesarios y siendo capaces de perder "la vergüenza". Si debemos hacer una llamada hagámosla cuanto antes para así resolver esa tarea.
  • Ser constante, mantener un buen ritmo de trabajo nos permitirá resolver varias cuestiones de forma consecutiva y no perder el tiempo entre ellas; esto será beneficioso de forma directa para nuestro nivel de productividad.
  • Saber o marcar de forma clara la importancia de aquellas tareas que nos vayan surgiendo sobre la marcha.
  • Antes de salir de la oficina, hacer un pequeño repaso mental a todas las "pegas" que nos hemos encontrado durante el día, es una forma sana de concienciarnos de que el día de mañana tendremos que resolverlas con más ahínco aún que la ocasión anterior.
  • En ocasiones, reconocer que necesitamos un medio analógico o digital para saber como va nuestro sistema de producción personal es un primer paso que no se nos quede nada en el tintero. Es mejor eso a que no por culpa de nuestra mala memoria se nos escape algo.

Todos estos caminos son pequeñas pautas que nos pueden ser muy útiles a la hora de conseguir una pequeña especialización personal al respecto de las tareas que debemos ir haciendo. Una pyme, un autónomo, en definitiva, cualquier proyecto medianamente emprendedor siempre tiene una carga de trabajo sumamente importante por lo que algunas cuestiones de organización básica puede sernos de mucha ayuda para la movilidad de todos los frentes con los que contemos.

En Pymes y Autónomos | ¡Aprende Jugando! Imagen | chainsawpanda

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio