Compartir
Publicidad

Startup y gran empresa: Cómo es el trabajo en cada 'territorio'

Startup y gran empresa: Cómo es el trabajo en cada 'territorio'
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Trabajar en una gran corporación y hacerlo para una pequeña startup... ¿Hay diferencias? Es una pregunta que en muchas ocasiones se ha lanzado en los últimos años. Cómo una pequeña firma puede introducir diferentes formas de gestionar una compañía, frente a compañías con mayor tamaño. Lo mejor es que hable la voz de la experiencia.

Dima Korolev es un ingeniero que ha trabajado en los últimos años en tres de las más grandes compañías tecnológicas del mundo: Google, Microsoft y Facebook. Ahora ha aterrizado en una startup. En una entrevista en Business Insider, resalta las diferencias que él, en primera persona, ha detectado entre ambas formas de trabajar.

Recursos y agilidad

Según él, cuando no hay dudas sobre los objetivos y las metas del proyecto, apenas hay diferencias. Pero cuando las cosas empiezan a ir mal o hay que cambiar el rumbo, es cuando surgen inevitablemente. En la startup hay mayor agilidad para tomar decisiones, pero hay muchos menos recursos que en una gran corporación.

"En una startup, las personas suelen estar más comprometidas; pero a menudo eso es una maldición porque las áreas de responsabilidad a menudo se entrecruzan", explica el ingeniero, en referencia a la obligatoriedad de trabajar en todos los departamentos cuando el proyecto es más pequeño.

Si le dieran a elegir, él prefiere una startup por la flexibilidad en la organización en el trabajo, pero reconoce que para buscar estabilidad y lograr el mantenimiento del espíritu de la empresa durante años, las grandes firmas son mejores. "Es realmente difícil escalar una startup durante años, mientras que en una compañía como Microsoft, Google o Facebook, ya está ahí".

¿Y para la carrera profesional?

Centrándonos en este último aspecto, el de la carrera profesional, también podemos destacar la experiencia de Avery Augustine, otra trabajadora que ha navegado en ambos lados. En un artículo publicado en Mashable señala, en base a las diferencias, cuál es la mejor opción para el crecimiento profesional.

En el reparto de responsabilidades, afirma que los puestos en grandes corporaciones permiten consolidar una especialidad, mientras que los de una startup abre la puerta a obtener habilidades y conocimientos en múltiples disciplinas para elegir cuál puede ser mejor.

En cuanto a los recursos disponibles, trabajar en una pequeña empresa obliga, según ella, a aprender al tomar la iniciativa y asumir riesgos. Pero si hablamos de influencia en la toma de decisiones, ella es clara: "Vas a tener mucha menos influencia en una gran oficina corporativa que en una pequeña firma".

Son dos visiones y dos experiencias que pueden ser útiles para ver las diferencias entre las dos formas de trabajar.

En Pymes y Autónomos | ¿Crónica de la muerte anunciada de una startup?, ¿Es tu startup una opción para invertir? Imagen | Heisenberg Media

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio