Compartir
Publicidad

La financiación alternativa se consolida en España

La financiación alternativa se consolida en España
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Durante la época de vacas gordas, tanto empresas como familias lograban dinero de forma muy sencilla y rápida a través de las entidades financieras como consecuencia de los bajos tipos de interés resultado de nuestra integración en el euro. Cuando la fiesta terminó, allá por 2008, el grifo del crédito se cerró y esta excesiva exposición al crédito bancario provocó que muchas empresas quebraran y otras tuviesen que recurrir a financiación alternativa para poder salvar su actividad.

Desde hace algún tiempo, esta imperiosa necesidad por la búsqueda de fuentes alternativas de financiación unida a la constante evolución de las finanzas no directamente relacionadas con las entidades bancarias han provocado un cambio radical en el paradigma de la obtención de crédito. En este sentido, a lo largo de 2014, la financiación alternativa ya ha crecido en España a ritmos del 152%.

Estas son las conclusiones que se extraen del estudio Moving Mainstream: the European Alternative Finance Bechmarking Report, publicado recientemente por la Universidad de Cambridge. España se sitúa como el sexto país a nivel europeo en volumen de transacciones de financiación alternativa en 2014, con 62 millones de euros, todavía muy lejos del líder en este particular ranking, Reino Unido, cuyas transacciones se financian ya con recursos alternativos en 2.337 millones de euros.

El sector que más impulso ha tenido en nuestro país es el del P2P Business Lending o, dicho de otro modo, los préstamos entre particulares, cuya tasa de crecimiento total ascendió al 363% en nuestro país, además de ser el modelo de financiación alternativa que más mercado acapara en Europa, con un total de 274,6 millones de euros recaudados en 2014, un crecimiento del 272% entre 2012 y 2014.

La financiación alternativa se consolida en España, lo que constituye una buena noticia por dos motivos: por un lado, evitar la vulnerabilidad que provoca la excesiva dependencia de las entidades financieras en tiempos de crisis y, por otra, buscar de fórmulas alternativas para mejorar la solvencia de las empresas, como el capital riesgo o el crowdfunding, entre otras.

Imagen | Tax Credits

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio