La comisión de expertos propone al Gobierno subir el SMI este año entre 12 y 19 euros
Actualidad

La comisión de expertos propone al Gobierno subir el SMI este año entre 12 y 19 euros

El Ministerio de Trabajo encargó un estudio a una comisión de expertos independiente sobre cuál debería ser la senda de subida del SMI para alcanzar el 60% del salario medio al final de la legislatura. Y hoy ha entregado sus conclusiones en un informe según el cual la comisión de expertos propone al Gobierno subir el SMI este año entre 12 y 19 euros, pero la subida total para 2023 sería de entre 61 y 99 euros.

¿Es asumible por las empresas? Lo cierto es que con un crecimiento económico sostenido no debería ser un problema, la cuestión es que los planes trazados por el Gobierno en el inicio del mandato se vieron truncados por la crisis del COVID y ahora toca volver a replantearse todo de nuevo. De aquí las recomendaciones de la comisión.

Esto no implica que el Gobierno vaya a seguir las conclusiones de la comisión de expertos, pero si es un documento de trabajo que pondrá encima de la mesa de diálogo social para que empresas y sindicados lleguen a un acuerdo de cuál debería ser la subida de 2021 y en los años sucesivos. El principal inconveniente está en cómo afecta a la creación de empleo dicha subida, algo en lo que no hay unanimidad.

El debate de la generación de empleo en el tablero

Porque en un reciente estudio llevado a cabo por el Banco de España indica que se ha producido una pérdida de empleos por las subidas del SMI de los años precedentes, que se podría haber generado más empleo si no se hubiera tocado el salario mínimo. A su vez, otros economistas se muestran en desacuerdo al no contemplar el efecto que tiene sobre el consumo dicho aumento de dinero, que a su vez genera más actividad económica y más empleo.

Dentro del propio Gobierno no existe unanimidad. Y son los primeros que tendrán que negociar si mantienen o no su compromiso de acabar la legislatura con un SMI que sea el 60% del salario medio, como se ha comprometido y como por otra parte se reclama desde Europa. De hecho el Ministro Escrivá ya ha dejado caer que la comisión de expertos no ha tenido en cuenta cómo afecta a la recuperación del empleo dicha propuesta de subida.

Por otro lado están las empresas, que reclaman mantener los costes salariales lo más bajos posibles, no quieren ni oír hablar de reformas laborales, por otro lado ya comprometidas con Bruselas, que también demanda una subida del SMI incluso mayor de la propuesta por España. La recuperación económica es lo que está en juego, aunque no estoy del todo de acuerdo. No todas las empresas han estado igual de dañadas por la crisis.

Y luego están los autónomos y pequeños comercios, que son responsables de una parte importante del empleo, han sufrido con la crisis y muchos tendrán créditos por pagar en los próximos meses, e incluso años. Y una subida del SMI implica que van a tener más dificultades para hacerlo.

Encontrar el equilibrio va a ser realmente complicado. Y todas las partes van a tener que ceder, al menos si quieren alcanzar un acuerdo. Si algo ha demostrado esta Ministra de Trabajo es su capacidad para lograr que las decisiones se tomen por consenso en la mesa de diálogo social. Y tener claro a quién nos queremos parecer, porque si queremos ser competitivos a costa de menores salarios nos alejamos de las economías más potentes de la UE y nos acercamos a la cola de la misma.

Temas
Inicio