Compartir
Publicidad

Seis diferencias entre los business angels y el capital riesgo

Seis diferencias entre los business angels y el capital riesgo
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Captar inversores es uno de los principales objetivos de cualquier empresa, en especial si son de reciente creación. La financiación que aportan a la empresa a cambio de una serie de participaciones en el capital social de la compañía es, sin duda, una necesidad para muchos emprendedores que necesitan recursos para desarrollar su actividad empresarial.

Pero tanto o más importante que captar inversores es saber qué tipo de inversores vamos a dejar entrar en nuestra empresa. Entre las opciones disponibles, destacan los business angels y el capital riesgo que, aunque su objetivo es el mismo (aportar capital y conocimientos a la empresa), tienen una serie de diferencias a tener muy en cuenta.

  1. Mientras que los business angels tienen un carácter informal, el capital riesgo está sometido a la supervisión de una serie de organismos reguladores, como la CNMV o el MAB.
  2. El capital que aportan los business angels suele ser generalmente inferior a el capital aportado por las sociedades de capital riesgo.
  3. En cambio, los business angels suelen permanecer en la compañía un tiempo mayor al de las sociedades de capital riesgo.
  4. Los business angels suelen apoyar a las empresas en sus primeras etapas, como el capital semilla y el capital de arranque, mientras que las sociedades de capital riesgo aportan sus capitales en etapas más avanzadas.
  5. Los business angels, a pesar de que generalmente no tienen restricción geográfica, suelen reducir su ámbito de inversión a zonas geográficas más cercanas a su lugar de residencia.
  6. Por último, mientras que los business angels invierten sus capitales en empresas pequeñas, medianas y grandes, el capital riesgo es, por el momento, un terreno exclusivo de pequeñas empresas, ya que en torno al 90% de las operaciones gestionadas por las sociedades de capital riesgo se dirige a las empresas de menos de 200 trabajadores.

En cualquier caso, el objetivo y las competencias de ambas en la empresa en la que invierten es básicamente el mismo. Desde asesorar a la empresa en su gestión empresarial hasta participar en decisiones de tipo estratégico desde el consejo de administración.

En Pymes y Autónomos | El Gobierno pretende impulsar el capital-riesgo para las pymes

Imagen | Carolina L. Llano

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio