¿Cuánto paga a la Seguridad Social un trabajador por cuenta ajena y un autónomo?
Fiscalidad y Contabilidad

¿Cuánto paga a la Seguridad Social un trabajador por cuenta ajena y un autónomo?

HOY SE HABLA DE

Con la polémica de los tramos de cotización propuestos por el Gobierno para que los autónomos comiencen a pagar a la Seguridad Social en función de sus rendimientos muchos piensan que es inaceptable pagar un 30% de los beneficios para poder trabajar por cuenta propia. Pero esto ¿es mucho o es poco? ¿Realmente es un abuso? ¿Cuánto paga a la Seguridad Social un trabajador por cuenta ajena y un autónomo?

Vamos a poner dos ejemplos de un empleado por cuenta ajena que tiene un ingreso neto de 1.500 euros al mes y vamos a compararlo con el tramo propuesto para el autónomo para cotizar por rendimientos y lo que pagan actualmente con la libre elección de bases.

¿Cuánto paga a la Seguridad Social un trabajador por cuenta ajena?

Vamos a poner el caso de un empleado cuyo sueldo mensual es de 1.500 euros, lo que le ingresan en el banco en 12 pagas. Esto hace anualmente un beneficio de 18.000 euros. El bruto de dicho trabajador al mes es de 1.800 euros, que descontando IRPF, formación, desempleo y la parte correspondiente al trabajador en Seguridad Social, un 4,70% se queda en estos 1.500 euros.

¿Cuánto aporta a la Seguridad Social? Aquí tendríamos que sumar el 23,60% que cotiza la empresa por él. Es decir, de los 1.800 euros por trabajador, la cotización supone un 28,30%, lo que viene a representar unos 509,4 euros. La clave está que aquí la aportación principal la hace la empresa.

¿Cuánto paga un autónomo?

La cuestión es que el autónomo realiza el total de la aportación por su cuenta. Y puede tener muchos más gastos de los que representa. Pongamos el caso de un autónomo que ha facturado 3.000 euros al mes, de los que ha que descontar un 21% de IVA y un 15% de IRPF, más los costes de la Seguridad social. Pongamos que cotiza por la base mínima y paga 288 euros.

La Seguridad Social ingresa menos por un autónomo que por un empleado por cuenta ajena

Si restamos todos los gastos e impuestos su rendimiento no estará muy lejos de esos 1.500 euros. Sin embargo lo que ingresa la Seguridad Social es bastante menos. ¿Cómo quedaría con los nuevos tramos propuestos por el Gobierno? Pues más o menos igual, ya que en un primer momento pagarían algo menos, 260 euros y después del periodo transitorio subiría a 275, es decir, se mantendrían por debajo de lo que pagan actualmente.

¿Quién sale perdiendo con los tramos de cotización por ingresos reales?

La realidad es que la Seguridad Social ingresa menos por inscritos en el RETA que por los que están en el Régimen General. Y va a seguir siendo así en el futuro. Pero tal y como están planteados los tramos actualmente hay dos grandes perdedores, los que ingresan menos de 1.000 euros como autónomos y los que tienen beneficios por encima de 25.000 y cotizan por la base mínima.

En el primer caso porque su porcentaje de cotización, al menos durante el periodo transitorio se acerca al 30% muy parecido a los trabajadores por cuenta ajena, pero sin tener la seguridad en los ingresos de estos últimos. Si a esto le sumamos la previsible desaparición de la tarifa plana, hacerse autónomo se va a poner muy difícil.

Para los que tienen rendimientos por encima de 25.000 euros pero cotizan por la base mínima, supondrá un incremento importante. Si ahora pagan 288 euros podrían irse hasta los 305 en una primera fase, pero pasado el periodo transitorio a 525 euros mensuales. Mucho más de lo que muchos están dispuestos a pagar.

Pero lo cierto es que los autónomos no pueden tapar el agujero de la Seguridad Social. Especialmente porque sería injusto que el RETA, que es uno de los más equilibrados, corriera con este gasto. Bastaría subir un punto a los empleados del Régimen General para que las pensiones recuperaran algo de dicho equilibrio. Pero eso no lo ha planteado por ahora nadie.

Imagen | Brett_Hondow en Pixabay

Temas
Inicio