Compartir
Publicidad

Cuentas ahorro empresa: demasiado requisitos para los emprendedores que buscan flexibilidad

Cuentas ahorro empresa: demasiado requisitos para los emprendedores que buscan flexibilidad
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En la mayoría de ocasiones, la decisión de no emprender un negocio se toma por no disponer de los recursos suficientes como para garantizar la viabilidad futura del mismo. En realidad, existen alternativas, como la cuenta ahorro empresa, que permiten generar un capital durante unos años para constituir una sociedad que haga realidad nuestro sueño.

Se trata de un depósito bancario cuyo fin es destinar las aportaciones a constituir una Sociedad Limitada Nueva Empresa al cabo de cuatro años desde la fecha de apertura y en un plazo máximo de un año. La reforma fiscal ha eliminado la deducción por las aportaciones a esta cuenta, haciéndole perder parte de su atractivo aunque, al mismo tiempo, eliminando uno de sus mayores inconvenientes.

En cualquier caso, la constitución de esta sociedad no es libre, siendo necesario cumplir una serie de requisitos:

  • En el mismo plazo que el emprendedor tiene para la constitución y primer establecimiento de esta empresa (el primer año), se deberá adquirir todo el inmovilizado material e inmaterial (vehículos, equipamiento informático...) que se vaya a utilizar exclusivamente para su actividad empresarial, no siendo válidos aquellos bienes que se utilicen para necesidades privadas.
  • Durante los dos años siguientes al inicio de la actividad, la sociedad deberá mantener el patrimonio y el local adquiridos, así como un trabajador a jornada completa.
  • La actividad de la sociedad deberá ser indicada en el objeto social y no podrán concurrir, durante más de 90 días seguidos, las siguientes circunstancias: que el 50% de las participaciones esté en manos de un grupo familiar o de menos de diez socios y que la mitad del patrimonio sea no afecto al ejercicio empresarial.
  • El emprendedor no debe haber ejercido antes la actividad que va a desarrollar en la Sociedad Limitada Nueva Empresa bajo otra titularidad o estructura societaria.

Se trata, por tanto, de un depósito pensada especialmente para emprendedores cuyos requisitos, sin embargo, les hace ser un producto demasiado rígido para alguien que necesita una cierta flexibilidad y bajos costes, especialmente al inicio del comienzo de su actividad empresarial.

En Pymes y Autónomos | ¿Qué es una Sociedad Limitada Nueva Empresa?

Imagen | blickpixel

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio