Compartir
Publicidad

España no recupera los niveles de inversión I+D+i precrisis mientras el resto de Europa los supera

España no recupera los niveles de inversión I+D+i precrisis mientras el resto de Europa los supera
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¡Que inventen ellos! No todos tenemos siempre un buen día, tampoco Unamuno al que se le atribuye tal frase. No deja de ser un reflejo de la relación que nuestro país ha tenido a lo largo de muchos años con la ciencia. Un retraso histórico que todo el mundo reconoce, pero que no parece querer corregirse. Porque para inventar, patentar hay que invertir. Y esto ya es otra cosa. Apoyo a la ciencia y los emprendedores, sí pero solo con buenas palabras, porque España no recupera los niveles de inversión I+D+i precrisis mientras el resto de Europa los supera.

Estos son los datos que nos ofrece el informe de la fundación COTEC, para la innovación. España se queda descolgada y está más de un 9% de los niveles de inversión en ciencia e investigación de 2009. De la crisis económica se decía que solo se salía gastando menos, mejorando la productividad y creando empresas de alto valor añadido. Pero esas empresas deben nacer por generación espontánea, porque por ayudas no será. Algunas de las convocadas son simplemente ridículas.

Y lo que es peor, los países de nuestro entorno no han seguido esta línea. Los países de la Unión Europea han apostado por la I+D+i de forma clara para salir de la crisis, aumentando su presupuesto hasta situarlo un 27% por encima de los niveles de 2009. La mejora económica en España no viene acompañada de un aumento en inversión para la investigación.

Esto hace que la relación entre el PIB y el esfuerzo en inversión en I+D tenga el puesto 22 de los países de la OCDE. Y no es solo una cuestión del sector público. El peso del sector privado en estas inversiones es del 48%, mientras que en la media del sector es del 55%. Se trata por lo tanto de una cultura que no valora la necesidad de invertir en investigación y desarrollo. Tampoco en formación en nuevas tecnologías.

Algo por otro lado normal, porque desde el primer momento de la crisis o desaceleración, el tijeretazo a los presupuestos en I+D+i fue notable. Y el problema no es solo la menor financiación, sino también la desmantelación de equipos y proyectos, que llevaban años en marcha y acabaron en nada. Y luego se nos llena la boca de hablar de crear empresas de alto valor añadido, de cambiar el modelo productivo e independizarnos del sol y playa.

En Pymes y Autónomos | Programa Operativo de Crecimiento Inteligente, 3.940 millones para I+D+i de la pyme

Imagen | skeeze

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio