Publicidad

¿Qué ocurrirá con la financiación a pymes y autónomos cuando finalice el programa de avales del ICO?

¿Qué ocurrirá con la financiación a pymes y autónomos cuando finalice el programa de avales del ICO?
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

La desescalada continúa su curso, y ya son muchas las pymes y los autónomos que han retomado su actividad después de casi tres meses parados. El propio Gobierno ya ha avanzado que hay regiones donde el estado de alarma tiene los días contados. Y esto, más allá de permitir la libertad de movimientos en estos territorios, significa, entre otras cosas, que las medidas puestas en marcha por el Gobierno dejarán de tener vigencia.

Una de las más importantes es la línea de avales del Instituto de Crédito Oficial (ICO), que ya ha movilizado 57.852 millones de financiación para autónomos y empresas en 462.600 operaciones avaladas. Una cifra que, siendo elevada, está muy por debajo del total desbloqueado, que asciende a 84.500 millones de euros.

Así todo, la financiación del ICO ha sido, en cierto modo, la tabla de salvación de muchas pymes a las que sistemáticamente se les negaban las líneas de financiación en épocas normales. Por eso, algunas agencias y organismos advierten de los problemas que puede crear el hecho de que estas líneas de avales finalicen.

Este es el caso de Moody´s, que ve probable que los bancos españoles reduzcan su apetito por la concesión de créditos a empresas, especialmente a pymes y autónomos, sin un programa como el de los avales ICO, que además prevé que se termine antes de la fecha prevista por la fuerte demanda. Esta circunstancia, en un contexto en el que las empresas están recuperándose, puede generar tensiones de liquidez que afecten de manera especialmente negativa a autónomos y pymes.

¿Hasta cuándo se pueden solicitar los avales?

Según la legislación vigente que se ha establecido como consecuencia del estado de alarma, las entidades financieras asumen el compromiso de mantener, al menos hasta el 30 de septiembre de 2020, los límites de las líneas de circulante concedidas a todos los clientes y, en particular, a aquellos clientes cuyos préstamos resulten avalados.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que el Ejecutivo estableció un límite de 100.000 millones de euros, de los que casi la mitad ya se han alcanzado. Además, Moody´s espera que la demanda crezca rápidamente a medida que los bancos procesen todas las solicitudes pendientes y ve probable que se agote la dotación bastante antes que comience el mes de octubre.

No obstante, el Ejecutivo ya ha anunciado que implementará los mecanismos necesarios para garantizar la liquidez a las empresas, sin revelar cómo lo van a hacer, si con líneas ICO o mediante herramientas alternativos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios