Publicidad

Las dudas se despejan: el grifo del crédito seguirá cerrado

Las dudas se despejan: el grifo del crédito seguirá cerrado
Sin comentarios

Por si había ligeras dudas sobre si el crédito, finalmente, llegaría a las pymes en España, la Comisión Europea y el BCE se ha encargado hoy de despejarlas de un plumazo. En un nuevo informe sobre el rescate financiero de las entidades de nuestro país, las dos instituciones advierten: la caída del crédito se acelerará y la financiación bancaria a empresas y familias no se recuperará hasta el próximo año.

Hace apenas una semana se conocía el nuevo balance del Banco de España (BdE) y en él se vislumbraba un crédito vivo a empresas que seguía su clara tendencia a la baja. Una reducción interanual de casi el 10%, es decir, 150.000 millones de euros menos. En ese artículo hablábamos de dos factores claros: el cierre del grifo del crédito ante la falta de confianza y las altas exigencias y el desapalancamiento de la deuda acumulada en los últimos años.

Las perspectivas no eran halagüeñas y los datos ofrecidos hoy por las instituciones europeas lo corroboran. Esta sequía se mantendrá durante los próximos meses, al menos, hasta 2014. Se espera que en ese año se mantenga la caída y se toque suelo el próximo (aunque no se ha fijado en qué momento).

Las cifras que se presentan en este informe europeo son harto elocuentes: en los últimos doce meses se ha registrado un 12% de caída en el sector privado. En lo que va de crisis el porcentaje de créditos concedidos sobre el total de solicitudes ha caído desde el 45% hasta el 30% durante la crisis.

Los intentos como el de los ICO español y alemán sólo podrán paliar parte de una situación que es generalizada. Sin embargo, sigue habiendo otras alternativas al crédito tradicional para proyectos empresariales. Es cierto que no resuelve todo el problema, pero puede ser una alternativa para las iniciativas que son viables y que, debido a esta falta de confianza y desendeudamiento en el sector privado.

Al margen de lo negativo de las cifras, el foco también hay que ponerlo sobre el mercado. No todo se debe a la falta de crédito. Es cierto que la financiación de los proyectos, especialmente para dar liquidez en el día a día y evitar el ahogo pese a la viabilidad, es importante, pero sin mercado no sirve absolutamente para nada. Sin una demanda interna, hasta ahora paralizada (en 2011 la caída fue del 1,9% y en 2012 se quedó muy cerca del 4%), no habrá recuperación.

Todo apunta a que aún queda mucha sequía de crédito por delante. El precio que hay que pagar por años de sobreendeudamiento del sector privado y de excesos de la banca.

Vía | El Mundo En Pymes y Autónomos | El crédito a empresas, entre el desapalancamiento y el bloqueo del grifo Imagen | 401(K) 2013

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios