Publicidad

¿En qué consiste el plan de choque para hostelería y comercio que aprueba hoy el Gobierno?
Actualidad

¿En qué consiste el plan de choque para hostelería y comercio que aprueba hoy el Gobierno?

HOY SE HABLA DE

Tras mucho tiempo reclamando más ayudas ante la gravedad de la situación en la que se encuentran, hoy se espera que el Consejo de Ministros apruebe el plan de choque para hostelería y comercio. Pero ¿en qué consistirá realmente? No se trata de un plan de ayudas directas, así que nos podemos ir olvidando de esta alternativa.

Pero si afronta una de las grandes preocupaciones de muchos hosteleros y pequeños comercios, el pago del alquiler, que en muchos casos representa el principal gasto fijo que tienen que afrontar cada mes, independientemente de que puedan desarrollar su negocio con normalidad, con restricciones o les obliguen a cerrar.

Reducciones del 50% del alquiler, pero no para todos

La rebaja será del 50% del alquiler en los locales de hostelería y comercio propiedad de grandes tenedores. ¿Y qué se entiende por un gran tenedor? Pues aquellos arrendadores que tienen en alquiler más de diez locales, sin contar trasteros y garajes.

El inquilino tendrá de plazo hasta el 31 de enero para la solicitud y la quita se prolongará mientras dure el estado de alarma, ahora mismo hasta el mes de mayo o si se prorroga. Además se puede estirar cuatro meses más en función de las circunstancias que puedan surgir y que limiten la actividad económica de los afectados.

Los comercios o bares que sean propietarios de su local prácticamente no recibirán ayudas

La otra alternativa es una moratoria negociada. Durante unos meses, los que dure el estado de alarma o posteriores, no se pagaría nada y se prorratearía estas mensualidades a lo largo de los meses posteriores. Es aquí donde la negociación puede ayudar, porque si hay que devolverlo en los cuatro siguientes para muchos no será una solución. Si se devuelve en dos años, puede suponer un buen alivio.

Para poder realizar la solicitud de quita, además de pertenecer a un gran tenedor, no deberá existir un pacto previo entre las dos partes de reducción temporal del alquiler o moratoria en el pago, acordado previamente durante la pandemia.

¿Y los que alquilan a pequeños propietarios? Pues en este caso el Gobierno ha preparado una serie de beneficios fiscales si están dispuestos a bajar el precio a sus inquilinos. La rebaja fiscal tendría efecto durante el primer trimestre del año y habrá que ver si es suficientemente atractiva para que se fuerce la negociación.

Otras medidas que se esperan en el plan de rescate

Además de la rebaja en los alquileres, se complementarán con otra serie de medidas que se podrían solicitar. La bonificación de cuotas de la Seguridad Social a los autónomos afectados por las restricciones o la ampliación de las carencias de los créditos ICO solicitados, muy importante para empezar a pagar cuando se reactive la facturación de las empresas.

Faltan las ayudas directas que muchos reclaman. Lo cierto es que el Gobierno ahora mismo lo fía todo a dos cuestiones, el control de la pandemia con el inicio de la vacunación y una fuerte recuperación económica canalizando adecuadamente el dinero que llegará de la Unión Europea. Gracias a ello la previsión es un fuerte repunte del PIB que permita recuperar con fuerza empleo y beneficios para pagar deudas a las empresas.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio