Publicidad

La gente está descubriendo que teletrabajar tiene un problema, hay que trabajar

La gente está descubriendo que teletrabajar tiene un problema, hay que trabajar
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Resulta que llevamos años hablando de teletrabajo como una forma de conciliar vida personal y familiar. Algunas organizaciones, pocas, lo tenían ya implantado. Otras han tenido que improvisar sobre la marcha. Y lo cierto es que se han dado cuenta que teletrabajar tiene un problema, hay que trabajar valga la redundancia.

Al final tenemos que completar una serie de tareas, ya sea sentados delante del ordenador de nuestra oficina o en nuestra casa. Y en nuestro ambiente habitual tenemos una serie de rutinas que nos dan unas pautas, unos tiempos para llevar a cabo nuestro trabajo. Todo esto desaparece cuando empezamos a trabajar desde casa.

Por eso tenemos que redoblar la disciplina. Levantarnos y establecer el mismo horario que si estamos en la oficina. Esto es fundamental ahora que todos estamos fuera para facilitar la comunicación entre todos los compañeros. Para hacer tareas individuales no importa, pero para aquellas que requieren de la coordinación es fundamental que todo el mundo tenga los mismos horarios.

Tener un espacio preparado para trabajar en casa también es básico. Vamos a pasar 8 horas de cada día sentados delante de un ordenador, por lo que no podemos pensar que vamos a trabajar desde el sofá o en esa silla incómoda que cuando llevamos un par de horas tenemos que levantarnos. Pero lo más probable es que lo hagamos a la cocina, a beber o comer algo y si nos distraemos hemos perdido media hora

En casa nadie está detrás de nosotros. Una mirada al teléfono que estos días tenemos los grupos de WhatsApp que arden puede llevarnos a perder fácilmente otra media hora. Si estamos solos en casa todavía podemos mantener un poco más el control, pero si tenemos niños o familia tenemos que organizarnos para que estén también trabajando o entretenidos.

Especialmente si son pequeños requiere de una planificación para poder sacar adelante el trabajo. Porque de otra manera nos damos cuenta que está acabando para muchos el primer día de teletrabajo, que quizás no han tenido un volumen tan alto de tareas y sin embargo hay muchos temas pendientes que no hemos resuelto.

Esperemos que de esta experiencia muchas organizaciones aprendan que se puede trabajar desde casa. Y también muchos empleados que miran con recelo a compañeros que ya lo hacían o lo proponían, que ven como su primer día desde casa les ha cundido muy poco. Y les quedan unos cuantos días por delante. Y esto también va por los empleados públicos que en muchos casos están en su casa trabajando.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios