La mitad de los afectados por ERTE no han presentado todavía la declaración de la RENTA

La mitad de los afectados por ERTE no han presentado todavía la declaración de la RENTA
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Apenas quedan seis días para que finalice la campaña de la RENTA 2020. Este año parece que la mayoría de la gente se ha dado prisa si les salía a devolver para presentar su declaración según los datos de la AEAT. No ocurre lo mismo si sale a pagar donde destaca un colectivo que se está quedando bastante rezagado. Porque según datos de la propia Agencia Tributaria, la mitad de los afectados por ERTE no han presentado todavía la declaración de la RENTA.

La razón no es otra que el miedo a que les salga a pagar, al haber tenido dos pagadores, uno de ellos el SEPE, que no aplica retenciones de IRPF. Por este motivo es posible que a muchos de ellos les salga a pagar. Y en ese caso muchos prefieren dejar para el último día la presentación. La mitad de los afectados por ERTE no han presentado la declaración de la RENTA y mañana día 25 es la fecha límite para escoger como método de ingreso la domiciliación bancaria aunque sin domiciliación tenemos hasta el día 30.

Hay que tener en cuenta que según los datos de la Agencia Tributaria a principios de junio solo 1.932.000 contribuyentes que tenían prestaciones del SEPE por haber estado en ERTE habían presentado la declaración. En caso de salir a pagar muchos prefieren hacerlo en el último momento, a pesar de que Hacienda ya avisó que se realizarían los cargos el último día del mes de junio.

Además si han estado en ERTE y la declaración sale a pagar existe la posibilidad de aplazar los pagos hasta en 6 meses, de manera que en lugar de pagar en dos plazos, se distribuye de forma uniforme en seis mensualidades para que resulte algo más sencillo el pago de la liquidación de IRPF.

En el peor de los casos puede que muchos que nunca han hecho la declaración porque no llegaban a la cantidad de ingresos mínima para que fuese obligatorio estén despistados y no hayan realizado el borrador, puesto que al tener dos pagadores es muy probable, a poco que hayan cobrado más de 1.000 euros del segundo de ellos, que estén obligados a presentar declaración.

Lo mismo ocurriría con los preceptores del ingreso mínimo vital. En este caso están obligados a presentar la declaración para tener un control de los ingresos que perciben. En todo caso lo cierto es que queda muy poco margen de reacción y el fin de campaña puede ser más estresante este 2021, y mucho más complicado, que en años precedentes.

Temas
Inicio