Publicidad

Formación en las empresas, la gran beneficiada del parón en muchos sectores

Formación en las empresas, la gran beneficiada del parón en muchos sectores
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Durante todo el año estamos trabajando y nos falta tiempo para muchas cosas. Con el parón de actividad por el coronavirus esto es precisamente lo que en muchos casos nos sobra. Y es el momento de aprovecharlo. Y la formación en las empresas debería ser la gran beneficiada del parón. Porque las que salgan reforzadas de estos días tendrán mejores armas para resistir lo que está por llegar.

Se trata de mejorar la capacitación de los trabajadores para que de esta manera sean más productivos y a su vez la empresa logre ser más competitiva. Lógicamente la formación no podrá ser presencial, pero hoy en día existen recursos suficientes como para poder hacer cursos de forma telemática en la mayor parte de los sectores. Incluso si somos nosotros los que vamos a impartir las jornadas de forma interna o para nuestros clientes.

Esto choca con los ERTEs, si se ha enviado a los empleados a casa de forma temporal, no se puede obligar a la gente a seguir dichos cursos, a ocupar su tiempo con estas formaciones. Pero si se puede preparar material, se pueden crear píldoras formativas que estén disponibles para cuando se reincorporen, dado que supuestamente tardaremos tiempo en volver a tener la carga de trabajo a máxima capacidad.

Existen cursos que son bonificados para las empresas que tienen créditos de formación sin utilizar. Es una inversión que se desperdicia. No se trata de dedicar recursos extra a estas formaciones, sino de emplear los que ya tenemos a nuestra disposición. Solo tenemos que identificar qué necesitamos y quién nos puede ofrecer estos recursos.

Por otro lado es interesante ver en qué aspectos nuestro equipo de trabajo tiene debilidades y buscar cómo se puede reforzar. Hay tiempo para formarse, se pueden dedicar horas a probar lo que hemos aprendido, a hacer test para que cuando tengamos que ponerlo en práctica no haya dudas.

Y cuando hablamos de formación tenemos que mirarlo en un sentido más amplio. Es el momento para que empresas puedan probar nuevos productos y soluciones para sus clientes. Se puede hacer una batería de test para ver si se adaptan o no a lo que nos demandan y si mejoran lo que ya estamos ofreciendo.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios