Compartir
Publicidad

El absentismo emocional o cuando a tu empleado ya no le importa su trabajo

El absentismo emocional o cuando a tu empleado ya no le importa su trabajo
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Desde Pymes y Autónomos hemos tratado recientemente el absentismo, de forma genérica, y a pesar de que la doctrina científica no se pone de acuerdo en su definición (qué actuación constituye absentismo) existe un tipo de absentismo que padecen la gran mayoría de empresas.

Me refiero al absentismo emocional. ¿Quién no ha buscado una escapada para el fin de semana desde su puesto de trabajo? ¿O bien ha organizado una fiesta a través del e-mail de la empresa? Estas conductas constituyen el denominado absentismo emocional.

Este término engloba actitudes en las que el trabajador está en su puesto de trabajo, pero de cuerpo presente, mientras su mente se traslada a otros quehaceres más placenteros o pertenecientes a su ámbito personal. En los tiempos que corren es fácil poder ver empleados revisando portales de empleo por internet o colgados a redes sociales (Facebook, etc…)

Evidentemente, esta desconexión voluntaria del empleado supone una merma de su productividad, el retraso en la resolución de las tareas asignadas, un coste económico y un empeoramiento del clima laboral, entre otros.

El origen de este tipo de absentismo puede ser exógeno o endógeno, puede deberse a situación personal del empleado o bien a que la dirección no está haciendo algo bien.

En la definición de ambas causas existe una término común, que es la falta de motivación. Y el motivo de esta falta de motivación será lo que el empresario deberá descubrir para resolver la situación.

Imagen | Mktroch
En Pymes y Autónomos | Absentismo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio