Compartir
Publicidad

El performance, arma y peligro para la empresa

Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los happenings, los performances son esa suerte de espectáculos artísticos callejeros, participativos, donde la barrera entre el público y el artista se difumina. Lógicamente pueden ser usados como un arma por las empresas, pero también nos podemos encontrar con que pueden resultar una amenaza en estos tiempos de redes sociales, flashmobs, pásalos y similares. Para ver de que estoy hablando nada mejor que unos cuantos ejemplos reales, sacados de la web de Improv Everywhere.

Improv Everywhere es un grupo especializado en crear escenas, bromas, situaciones. Cuentan con gente fija y con la colaboración de espontáneos que se suman a los llamamientos que hacen para participar en situaciones, movidas, etc de lo más variopinto y que desconocen hasta cinco minutos antes de participar en ellas. Así, los musicales que suelen montar en conferencias, como el que encabeza este post, o el que tenéis a continuación en un centro comercial dan una idea de lo útil e interesante que pueden resultar para animar unas jornadas, unos locales y hacerse eco en los medios y virales en la red, tirando de nuestra marca.

¿A qué es vistoso? Claro que estos musicales, que suelen resultar de encargo, son tan solo la cara dulce para la empresa de lo que este tipo de grupos artísticos pueden hacer por ti. Y es que los de Improv Everywhere también se caracterizan por montar números divertidos que no suelen hacer ni pizca de gracia a una empresa. Por ejemplo esta invasión masiva de un Best Buy con gente vestida de un modo muy similar al uniforme de los empelados de la empresa, desatando el nerviosismo entre los mandos intermedio que ven como pueden perder el control de su establecimiento.

Una replica de esta estrategia es la que usaron en una tienda de Abercrombie, donde 111 colaboradores descamisados pusieron de manifiesto lo hipócrita del mensaje de torsos desnudos que acompaña a la firma estadounidense (el típico modelo puede estar así para las fotos pero que no se le ocurra a nadie más (ni siquiera a quien quiera comprar una camisa para cubrirse).

Tras estos caso queda clara la potencialidad del instrumento. Fantástico como marketing de guerrilla, tremendamente demoledor si tu negocio se sitúa en su camino como chanza o como denuncia, o incluso si de algún modo puede ser usado o estimulado por tu competencia en contra tuya. ¿Estamos preparados para afrontar una situación de este tipo?

Más información | Improv Everywhere En Pymes y autónomos | Negocios Pop-Up, Product Placement de guerrilla

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos