Compartir
Publicidad

Un gran cambio comienza por uno mismo

Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La desmotivación es el peor enemigo de un emprendedor, y de cualquiera que desee dar un giro en su vida en el terreno laboral. En España donde los profesores, educadores o animadores socioculturales atraviesan momentos complicados y su trabajo no es valorado a muchos niveles, es necesario conocer el grado de implicación que existe en estas personas con su profesión. Es obvio que para desempeñar cualquier trabajo si se ha tenido que luchar por conseguir las cosas, la capacidad resolutiva y la fortaleza para afrontar los obstáculos será mayor y un aspecto que nos diferenciará.

La historia de Pearl Arredondo es la de una niña que tuvo una infancia dura. Con problemas de drogas en casa y viviendo en un barrio conflictivo era carne de fracaso. Pero las personas como ella, las que convierten las debilidades en fortalezas siempre salen adelante. "Sé optimista" es una expresión que puede molestar a algunas personas porque no encuentran motivo para ello, pero si fuéramos conscientes de que para llegar a ese estado hemos de arreglar nuestros problemas de base, la sonrisa vendrá ante pequeños logros y comprobaremos que los grandes cambios tienen detrás una suerte de batallas ganadas que se dan en uno mismo.

Ser optimista va de la mano de caer para levantarse con una lección aprendida. En el contexto actual, y yo diría que sin crisis económica o de valores, si hay algo que nos pueda diferenciar del resto, esa es la inteligencia emocional, la capacidad de crecernos ante los problemas. De nada sirve que una persona sea válida porque lo diga su currículum si después se hunde ante cualquier varapalo que le dé la vida.

El ejemplo de esta profesora que tenía todas las papeletas para no progresar en su vida personal y laboral, nos sirve para reflejar el caso de esta habilidad para gestionar tanto las emociones negativas (miedo al fracaso, sensación de pérdida de tiempo, apatía, depresión, etcétera) como nuestro potencial y lo que somos capaces de conseguir si nos lo proponemos: estudiar a pesar de las dificultades, desarrollar el esfuerzo, la tenacidad ante un sueño y proyecto realista a pesar del entorno desfavorable y pesimista)

En las empresas este tipo de perfil es valorado. Evidentemente antes debemos poder llegar a esa entrevista y así tener la oportunidad de demostrar quiénes somos y nuestro nulo miedo a que las cosas puedan ir mal. Ya que a pesar de ello sabremos superar las circunstancias sin perder el ánimo y el control.

El término de Inteligencia Emocional fue acuñado por Peter Salovey y John Mayer en 1990 y la definen como un tipo de inteligencia social que engloba la capacidad de controlar y regular los sentimientos de uno mismo y de los demás y utilizarlo como guía de pensamiento y de acción.

Estos puntos reflejan bien de qué hablamos:

  1. Capacidad de controlar las emociones: controlar nuestro sentimiento y adecuarlos al momento.
  2. Capacidad de motivarse a uno mismo: ayuda a las competencias sociales.
  3. Reconocimiento a las emociones ajenas: la empatía, clave para sintonizarnos con las necesidades de los demás.
  4. Control de las relaciones: nos permite relacionarnos adecuadamente con las emociones ajenas.

En los profesores, que es de lo hablaba al inicio, es más que importante poseer estas habilidades. Si no existe una profunda vocación dadas las circunstancias, uno puede venirse abajo y no encontrar motivos para acudir cada día al trabajo.

Trabajar nuestras emociones, ser conscientes de que otros han superado situaciones peores a las nuestras, en escenarios complejos y duros, puede servir de inspiración y también de motivación para afrontar tiempos difíciles.

En el caso de un emprendedor, de cualquiera que esté pensando en dar un paso que cambie su vida, también es fundamental. Sin dejar de lado que los problemas económicos nos afectan a todos y que sin dinero muchas cosas no se pueden llevar adelante, resulta necesario recordar que para llegar a ser buenos profesionales, antes debemos ser buenas personas capaces de superar obstáculos porque esta actitud, sin duda será la que determine si somos capaces de alcanzar un éxito realista en nuestras vidas.

En Pymes y Autónomos|Factores de motivación de los trabajadores,Mantener la motivación

Vídeo| TED

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos