Compartir
Publicidad

Drop shipping o just in time en el comercio electrónico

Guardar
0 Comentarios
Publicidad

La buena gestión en distribución comercial al por menor siempre se ha caracterizado por mantener el mínimo stock en almacén y poder vender directamente de fábrica al cliente actuando nosotros como meros intermediarios.

Esta forma de trabajar, impuesta por los cánones de Totoya y el Just in Time generan bastantes beneficios a la empresa dado que evitamos soportar costes de almacenaje y disminuimos los costes de transporte. Pues con internet este procedimiento está al alcance de cualquiera.

El mecanismo es tan simple como contar con un acuerdo con algún distribuidor mayorista, colocar su catálogo en cualquier tienda virtual y materializar las ventas directas del distribuidor al cliente final.

Las ventajas frente la distribución tradicional son evidentes: los catálogos están en la red, en donde da igual mi stock dado que mis clientes nunca van a ver físicamente los artículos que yo vendo.

Por otra parte, la simplificación de los gastos de transporte es evidente, dado que se elimina un trayecto, por lo que comercializar cualquier tipo de producto por esta vía es bastante simple.

Además esta forma de distribución, genera tesorería positiva en todos los casos, dado que cobramos por adelantado y no le pagamos al distribuidor hasta que ya hemos recibido el importe de nuestra venta.

Los inconvenientes, los mismos que se tenían en el sistema tradicional. Tenemos que tener plena confianza en nuestro mayorista para que no se quede con los clientes. No suele ocurrir pero puede darse el caso.

Además, en el caso de reposiciones o envíos defectuosos, no hemos supervisado personalmente el envío, con lo que estos términos tienen que quedar muy claros con nuestro distribuidor.

Por otra parte, nos podemos hacer distribuidores del catálogo de cualquier comercio que opere en nuestra zona. Basta con pactar unos buenos márgenes para ambos y activar nuestra tienda por internet sin correr el riesgo del stock.

Como hemos dicho muchas veces, el comercio electrónico es el futuro y no tener presencia en la red es un verdadero atraso que reduce nuestras posibilidades de crecimiento.

Montar una tienda virtual tiene un coste bajo si recurrimos a portales como ebay, por lo que sólo necesitamos ponernos manos a la obra. ¿Quién se anima?

Vía | robertocerrada.com Enlace | Vídeo original en Youtube En Pymes y Autónomos | La crisis anima a la gente a lanzarse al comercio electrónico

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio