Compartir
Publicidad

Renting de vehículos: ¿es rentable tener una flota propia?

Renting de vehículos: ¿es rentable tener una flota propia?
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Muchos empresarios dependen de su turismo o furgoneta para llevar a cabo su actividad (por ejemplo, repartidores o empresas de logística). Otros, utilizan su vehículo dentro del marco empresarial, aunque este no es un elemento clave para su trabajo.

Un vehículo suele considerarse como un activo de la empresa, el cual puede ser vendido para obtener liquidez. Sin embargo, en muchos casos, se convierte en todo lo contrario. Un vehículo es, más allá de su utilidad como herramienta, una fuente de gastos: seguro, impuestos de circulación, combustible, reparaciones, accidentes, etc. Asimismo, se trata de un bien que se deprecia con el tiempo. Un turismo de 12.000 € vale la mitad de su precio de compra pasados dos años. Una posible estrategia frente a este problema es recurrir al renting.

El renting es una modalidad de contrato mediante la cual alquilamos un vehículo durante un periodo de tiempo determinado. A cambio, se abona una cuota mensual . Y ahí acaban los gastos, ya que el coste del seguro, los impuestos de circulación, las averías y la asistencia en carretera corren a cargo de la empresa arrendadora. Del mismo modo, en caso de accidente o de que la grua se lleve nuestro turismo, la empresa deberá proporcionarnos un vehículo de sustitución.

Respecto al tratamiento fiscal del renting, os recomiendo el análisis de Remo. Brevemente, destaco sus dos principales ventajas: podemos desgravarnos el 100% de las cuotas en la declaración del IRPF y el 50% del IVA.

Otra de las ventajas del renting es que eliminamos el problema de la depreciación. Una vez finalizado el contrato, podemos solicitar a la empresa otro vehículo.

Obviamente, la decisión de recurrir al renting de vehículos no debe tomarse a la ligera (en muchos casos, saldrá más a cuenta adquirir un vehículo propio). Sin embargo, nunca viene mal contar con una posibilidad extra para gestionar nuestra flota de vehículos . Para que os hagáis una idea de las tarifas que se abonan en esta modalidad, os dejo dos de los modelos que ofrece CaixaRenting: un Peugeot 207 (por 272 € mensuales con un contrato de 48 meses) y un furgón Iveco (529 € mensuales con un contrato de 48 meses).

¿Habéis recurrido alguna vez a un servicio de renting? ¿Os ha parecido interesante esta modalidad?

En Pymes y Autónomos | Los turismos en la empresa: Gestión contable y fiscal (II)
Imagen | The Pug Father

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio