Compartir
Publicidad

Mejora tu e-commerce con las estadísticas de backoffice

Mejora tu e-commerce con las estadísticas de backoffice
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una de las tareas pendientes cuando se tiene una tienda online es dar valor a las utilidades que nos proporciona el backoffice.

Cualquier CMS para e-commerce dispone de una serie de estadísiticas que nos permitirán mejorar el rendimiento de nuestro negocio.

Estadísticas de los CMS

Las primeras estadísticas suelen presentarse en la página de inico del backend y de hecho lo primero que se suele ver son los KPI o indicadores clave de rendimiento, que nos permiten el rendimiento global de la tienda en comparación con los estándares del sector o con resultados anteriores.

Estos KPI son:

  • Ventas

Este indicador es bastante claro: se refiere al dinero que entra en la caja de tu tienda.

  • Pedidos

Saber el número de pedidos que consigues es importante porque indica el número de clientes convertidos.

  • Valor del carrito

Es el valor medio del carrito es el importe medio que se gasta un cliente en una visita. Las funcionalidades de venta cruzada y venta de artículos complementarios son muy eficaces para incrementar esta cifra. El objetivo final es lograr más pedidos y de más valor.

  • Visitas

Cuanta más gente visite tu web, más posibilidades de hacer una venta. Sin embargo, una cifra muy alta de visitas puede deberse a “robots” que estén escaneando tu sitio. Un número de visitas inflado puede reducir otras estadísticas como las tasas de conversión

  • Tasa de conversión

La tasa de conversión te da una idea muy aproximada de cuántos visitantes han completado sus compras. Este punto resulta especialmente útil cuando estás intentando optimizar el diseño de tu sitio web. Si estás haciendo pruebas A/B, esta tasa te ayudará a decidir qué diseño usar.

  • Margen neto de beneficios

Es uno de los parámetros más importantes y algo que todo vendedor debe analizar porque de ellos depende la viabilidad de tu negocio.

Otra información de interés es, por ejemplo, los pedidos recientes, más vendidos, más vistos o las búsquedas más habituales.

Ésta última información es muy relevante ya que nos permite entender qué desean encontrar tus clientes cuando acuden a tu web. Primero, busca tú mismo esos términos para comprobar que los resultados son correctos. Si los términos de búsqueda no son los que estás usando, añádelos como “etiquetas” para ayudar a los clientes a encontrar el producto.

Imagen | ADONIS community En Pymes y Autónomos | Los KPI que hay que vigilar una tienda online

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio