Compartir
Publicidad
Publicidad

LA AEAT asfixia en los contribuyentes

LA AEAT asfixia en los contribuyentes
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En este blog, no solemos portarnos excesivamente bien con nuestra amada AEAT, pero bueno, nosotros estamos en el bando de los malos y un poco de acidez en las redacciones o comentarios de nuestras entradas fiscales, se nos permiten, con vuestra venia. Pero a la AEAT le han vuelto a crecer los enanos y el enemigo lo tiene de puertas para adentro.

Me refiero a GHESTA, que refrescando la memoria es el sindicato que agrupa a los técnicos de la propia Agencia Tributaria. Los motivos que expone este colectivo por boca de uno de sus consejeros, Jesús Montero, como técnicas de asfixia tributaria son muy variopintos. Muchos, pululaban por nuestro subconsciente como secretos a voces, referentes a los distintos tratos en inspección tributaria. Este extremo parece ser que ha dejado de ser un secreto. Además de confirmar algunos de nuestros temores también lanza las siguientes propuestas:  

Adoptar un conjunto de medidas de "choque" en línea con el gobierno, para los aplazamientos y fraccionamientos de pago, que permitan aliviar el grave problema de liquidez que afecta a las pequeñas y medianas empresas, como consecuencia de la crisis financiera internacional.

Este paquete de medidas, que debe ir orientado a reducir la "asfixia" que padece el contribuyente y el alto índice de morosidad, mediante la adopción de "políticas excepcionales" que favorezcan la liquidez y el pago de la deuda pendiente a través de la disminución de las exigencias de garantías, la flexibilización de los plazos de pago y la reducción de los tipos de interés que deben abonarse cuando se solicita un aplazamiento.  

Por otra parte, Gestha denuncia que la AEAT practica liquidaciones "masivas y poco depuradas" dirigidas a los contribuyentes medios y bajos fijando objetivos "inadecuados" a la Inspección de Hacienda. "Muchas de estas actuaciones son de baja calidad, e incrementan las reclamaciones ante los tribunales y reducen las posibilidades de cobro de las deudas", subraya. Vamos, lo que todos pensamos, que se inspecciona mucho más a la pyme que a la gran empresa. Y cuando el río suena...

En definitiva, flexibilizar el reglamento de recaudación, modificar el tipo legal de los intereses de demora en el caso de deudas tributarias y permitir aplazamientos sin garantías por importes superiores a 6.000 euros. Y por último, permitir aplazar todo tipo de deudas tributarias, no como ocurre en la actualidad frente la imposibilidad material de aplazamiento de los pagos del IRPF, que es uno de los impuestos que no se pueden aplazar en vía voluntaría.

En líneas generales, medidas que favorecen la continuidad de las empresas, pero sobre todo, la modificación de los intereses de demora, creo que es más una petición utópica y muy poco reflexionada que otra cosa. Si el estado fija un interés de demora por debajo de los límites financieros, todos nos financiaríamos via aplazamientos de deuda en lugar de recurrir a financiación bancaria. El colapso de las arcas públicas no tardaría en llegar.

En Pymes y Autónomos | Aplazamiento de deudas con la AEAT Vía | Ghesta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio