Compartir
Publicidad

Consejos en la red para emprendedores

Consejos en la red para emprendedores
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ayer llegó a mi Twitter un tweet que me dejó perplejo tanto por el contenido como por el creador del mismo.

Los inversores profesionales no quieren oír hablar de #breakeven, quieren que fundas la pasta hasta que te comas el mercado o te compren

Este tipo de "reflexiones" tiene mayor o menor valor dependiendo de quien parta. En este caso, el autor es socio y fundador de Iniciador, Inventa Internet, además de participar activamente como representante de inversores en iniciativas como StaruptBootCamp o iWeekend, por citar algunas, pero que también podría resumirse que tiene presencia en casi la totalidad de las iniciativas de promoción del emprendimiento en España.

De la reflexión expuesta, hay algo positivo para todos aquellos que vayan a emprender y es que pueden pasar olímpicamente del plan de negocio porque llegar al punto muerto es un hecho trivial para los inversores (business angels), que en definitiva, será a quienes tendrán que rendir cuentas.

Algunos casos que representan esta tendencia son Panoramio, YouTube, Tuenti, que pegaron el pelotazo por la compra de un grande como Google o Telefónica. A este conjunto se puede añadir otro como Foursquare, que a día de hoy ni ha ingresado nada por usuario ni parece tener prisa por hacerlo, ya que el objetivo parece ser captar la mayor masa crítica posible.

De esta manera no es de extrañar que se esté empezando a oir de forma reiterada si estamos presenciando la siguiente burbuja económica, la de las redes sociales y los nuevos modelos de negocio en Internet. A mi, desde luego, con comentarios como estos, realizados por destacados prescriptores, me alertan de que en efecto así es.

Lo más alarmante, es que se intenta cambiar un modelo cultural que supere la aversión al riesgo, promocione el emprendimiento, y sin embargo, quienes tienen los medios para hacerlo lo que proponen es continuar con la "cultura del pelotazo" que alcanzó su máximo esplendor en los noventa y la visión cortoplacista de la que todos somos víctimas y sufrimos en mayor o menor grado sus consecuencia en la actualidad.

Es lamentable que no se intente inculcar valores de responsabilidad que promuevan empresarios socialmente responsables sino meros especuladores a una determinada escala. Planteamientos de este estilo representa una agresión contra el emprendimiento.

En Pymes y Autónomos | La presentación de un proyecto, En la psique del inversor, Qué pasa con Twitter

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos