Compartir
Publicidad

¿Tenemos un plan B para nuestras aplicaciones críticas?

¿Tenemos un plan B para nuestras aplicaciones críticas?
0 Comentarios
Publicidad

Ayer Gmail volvió a tener algunos problemas y todos sabemos que cuando un gigante como Gmail estornuda, todo estamos constipados. Lo cierto es que no deja de ser algo anecdótico pero que da que pensar. ¿Tenemos un plan B para nuestras aplicaciones críticas?

En este caso se trata del correo electrónico, la aplicación mayoritariamente utilizada por las empresas para comunicarse con clientes, proveedores y en el ámbito interno. ¿Tenemos abiertos otros canales de comunicación con nuestros clientes? Y no sólo eso, sino que además nos deben permitir hacer el mismo trabajo que hacemos con el correo electrónico.

No importa tanto que en este caso sea nuestro proveedor el que falle, si fuéramos nosotros los que gestionáramos las cuentas de correo sería lo mismo. Si tenemos un incidente no previsto tenemos que tener habilitado un plan de contingencia que nos permita salir del paso mientras el fallo se soluciona.

¿Cuántos recursos debemos destinar al mismo? Esto ya es otra cuestión. ¿Cuánto dinero puede perder tu empresa por estar parada durante un tiempo? Lo que tengo claro es que como mínimo tenemos que ser capaces de pensar en lo que ocurriría si falla nuestro ERP y no tenemos acceso a los datos.

No debemos improvisar justo en el momento crítico del fallo, ya que es muy probable que la solución adoptada no sea la más adecuada, sino la primera viable que se nos ha ocurrido. Por eso es necesario establecer estos planes de continuidad del negocio con anterioridad.

En Tecnología Pyme | La importancia del plan B Imagen | czarcats

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio