Compartir
Publicidad
Publicidad

Software para prevenir las lesiones por esfuerzo repetitivo

Software para prevenir las lesiones por esfuerzo repetitivo
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El uso de las nuevas tecnologías en las empresas aporta muchas ventajas a nuestro trabajo. Mejoras en la productividad, calidad y ahorro de tiempo y costes. Sin embargo, el mal uso de éstas puede tener graves consecuencias para nuestro bienestar. Las lesiones por esfuerzo o movimiento repetitivo (LER o RSI por sus siglas en inglés), siendo quizá la más conocida de ellas el síndrome del túnel carpiano, son uno de los problemas de salud más importantes a los que nos podemos enfrentar aquellos que pasamos muchas horas frente al ordenador. Aunque disponemos de documentación sobre sus causas y cómo evitarlas, no existen estudios actualizados sobre su incidencia real en el mundo laboral (al menos yo no los he encontrado), pero los datos que maneja la Agencia Europea para la Seguridad y Salud en el Trabajo confirman que constituyen un riesgo considerable en el lugar de trabajo.

Una vez se padece una de ellas, la recuperación es lenta y bastante compleja, por lo que la mejor forma de afrontar el problema es la prevención. Las causas de estas lesiones son múltiples. Exceso de horas tecleando y manejando el ratón, diseño incorrecto del puesto de trabajo, malos hábitos posturales frente al ordenador, etc.

Para corregir estas situaciones, aparte de la ayuda que nos pueda ofrecer nuestro servicio o departamento de prevención, existen diversas aplicaciones que de forma sencilla y actuando sobre esos malos hábitos, ayudan al usuario a modificar y/o eliminar aquellas formas de trabajo que pueden producir una LER. Aquí os dejo una pequeña revisión de las tres que más me han gustado.

RSIGuard

La primera vez que ejecutamos el programa, éste nos propone un pequeño cuestionario en el que nos pregunta si el trabajo con el ordenador nos produce alguna molestia, el tipo de trabajo que realizamos y el tipo de teclado y ratón que utilizamos. Introducida esta información, calcula cada cuanto tiempo tendremos que realizar una pausa (podemos modificarlo), ofrece la posibilidad de graduar la intensidad de los avisos para descansar y cómo queremos que sean éstos (ventana emergente o botón). Existe la opción de que nos muestre vídeos con ejercicios de estiramiento que podemos realizar durante las pausas. Podemos también hacer que nos muestre pequeños consejos del tipo vigila tu postura, relaja los hombros, etc.

Otras de las opciones parametrizables son el autoclick (el programa hace click por ti cuando detienes el puntero durante un tiempo, que puedes personalizar), que funciona realmente bien, y el mapeo del teclado para asignar hotkeys a tareas que realicemos habitualmente.

Una vez configurado, el programa se ejecuta en segundo plano, dejando un icono en la barra de tareas de Windows desde el que podemos acceder a modificar la configuración, solicitar informes de actividad y otras opciones menores.

La compañía dispone también de herramientas para el análisis y la adopción de medidas en relación a los datos obtenidos de los puestos de trabajo en los que está instalado el software.

El programa está en inglés y es de pago. Podemos descargar una demo, completamente funcional durante 45 días. El precio del programa incluyendo vídeos con estiramientos durante las pausas (stretch edition) es de 60 dólares, sin los vídeos el precio es de 40 dólares. Dispone de versiones para Windows y Mac OS X.

WorkPace

Esta aplicación es prácticamente idéntica a la anterior, pero sin autoclick. Una vez instalado el programa nos dirige a la configuración del mismo, realizando una serie de preguntas que le ayudan a programar las pausas, micropausas y ejercicios recomendados (a que hora empezamos a trabajar, cuantas horas al día, si tenemos molestias o estamos bajo tratamiento por LER...). Dispone de una opción para bloquear el teclado durante el tiempo que dure cada pausa. Incluye también ejercicios de estiramiento para practicar durante los descansos.

Funciona únicamente en Windows y está disponible en castellano. Existen dos versiones una para particulares y otra para empresas. Para estas últimas, el precio por licencia es de 55 euros, con un mínimo de compra de 10 unidades.

Workrave

La única gratuita de las tres que revisamos. Tiene las mismas funciones que las dos anteriores (pausas, micropausas y límite diario de trabajo), pero al igual que WorkPace no dispone autoclick. La única pega que le encuentro, y es importante, es que no ofrece ningún cuestionario que nos ayude a configurar adecuadamente la duración y frecuencia de las pausas. Puede trabajar en red de forma distribuida, permitiendo que todos los equipos conectados a una misma red estén sincronizados en lo que a tiempos de pausa se refiere. De esta forma, si cambias de equipo, el nuevo te pedirá que pares a la misma hora en la que lo haría el que estabas utilizando anteriormente. Dispone de localización en múltiples idiomas, entre ellos el castellano, y versiones para Windows, Linux, HP-UX, Solaris y FreeBSD.

Conclusiones

Para empresas yo recomendaría cualquiera de los dos primeros, por los asistentes de configuración y las funciones centralizadas de red. Ambos son una buena inversión teniendo en cuenta los beneficios que pueden aportar a cualquier organización y que además, la vigilancia de la salud de los trabajadores no debería ser contemplada únicamente como una obligación de las empresas, sino como un importante activo para cualquier compañía, indispensable para incrementar la eficiencia y competitividad de ésta.

Foto | 24 Oranges
Sitio oficial | RSIGuard, WorkPace, Workrave

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio