Compartir
Publicidad

¿Qué equipamiento informático necesita el nuevo autónomo?

¿Qué equipamiento informático necesita el nuevo autónomo?
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Con el boom del emprendimiento y la puesta en valor del trabajo autónomo son muchos los profesionales que ven esta alternativa con otros ojos. Si a esto le sumamos los planes para facilitar esta cuestión, es un ramo profesional que va creciendo poco a poco. Hoy vamos a intentar explicar qué equipamiento informático necesita el nuevo autónomo.

Una vez hoy oí una frase en un bar donde estaban tomando café unos cuantos empleados de distintas empresas y decían algo como:

Ahora para ser comercial sólo se necesita un móvil y unas gafas de sol
¿Pero que necesita un autónomo para comenzar su actividad? Pues depende mucho del ramo en el que ejerce su actividad. Aquí vamos a separarlos entre autónomos del sector de Internet o del tradicional, por llamar de alguna manera a aquellas actividades que no van a tener una relación tan estrecha con este área.

Equipamiento informático para el nuevo autónomo tecnológico

Si somos de una rama profesional que tiene que ver con Internet, con nuevas tecnologías, etc. vamos a necesitar un equipamiento algo más avanzado. Si además trabajamos en movilidad, tenemos que visitar clientes, etc. lo básico para empezar será un portátil y un smartphone. A partir de aquí podemos ir añadiendo cosas, como una pantalla extra para trabajar, por ejemplo.

¿Dónde nos gastamos el dinero? Pues aquí mi consejo es que lo hagáis con cuidado y siempre en función de la rentabilidad que le vamos a sacar. Pasar de la informática de consumo personal al profesional implica tener un poco más de cuidado en el gasto. Si ya tenemos portátiles o smartphones empecemos por aquí.

Si luego vemos que cualquiera de los dos se queda corto, que estamos invirtiendo más tiempo del que nos gustaría en realizar tareas con ellos que con equipos de gama superior, es el momento de plantearnos la inversión. Porque el tiempo también es un valor que debe cuidar el nuevo autónomo, que pronto se dará cuenta que necesita optimizar. A más tiempo de uso de una herramienta, más podemos invertir en ella, ya que tendremos más rápido el retorno de la inversión.

Otra cuestión a tratar es la conexión a Internet. Si sólo lo vamos a utilizar para ámbito profesional tal vez sea suficiente con una tarifa de datos móvil y nos olvidamos de Internet en nuestra oficina o despacho. Todo depende también de donde trabajamos, si tenemos o no Internet en casa, si trabajamos en un despacho donde necesitamos contratar otra línea extra o estamos todo el día en movilidad de un lado para otro.

Nuevos autónomos del sector tradicional

Despacho en casa

Para los nuevos autónomos de sectores tradicionales, que no utilizan los equipos informáticos para su actividad, también se darán cuenta que ser autónomo también implica una serie de tareas de gestión a las que no estaban acostumbrados. Facturación, impuestos, solicitud de permisos, etc.

En este caso quizás el equipamiento básico pueda ser un smartphone, que dependerá de la gama que utilicemos y las aplicaciones de facturación o de otro tipo que utilicemos, será de gama baja, media o alta. Incluso si no nos relacionamos con nuestros clientes a través de aplicaciones de mensajería instantánea basta con tener un teléfono móvil convencional.

Lo que si vamos a necesitar será un equipo de sobremesa o portátil, que podemos tener en nuestra casa para poder hacer todas estas tareas de gestión, o simplemente, si las tenemos delegadas en un gestor, poder enviarle toda la información de forma rápida. No hace falta que sea de última generación, ya que su uso será ocasional.

Por lo que respecta a la conexión a Internet dependerá un poco si ya tenemos o no contratada en casa apostar por una conexión de banda ancha móvil más o menos potente. Depende también un poco de si utilizamos más o menos aplicaciones en la nube o el acceso a redes WiFi que tenemos disponibles.

Conclusiones

Muchas veces no vamos a necesitar invertir y podemos comenzar por utilizar las herramientas que ya tenemos disponibles. Luego, dependiendo del uso que vamos dando podemos pensar en dónde necesitamos mejorar y que inversiones podemos hacer. En todo caso, siempre que sean herramientas de uso profesional debemos tener en cuenta que son gastos deducibles, aunque en este sentido es mejor asesorarse bien antes de hacer la inversión para estar seguros.

En Tecnología Pyme | ¿Qué vende un autónomo en las redes sociales? Marca personal Imágenes | DaveFayram | jnyemb

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio