Compartir
Publicidad

¿Necesita la empresa Windows 7?

¿Necesita la empresa Windows 7?
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ya que poco a poco se va acercando el momento y la hora de que Windows 7 aparezca en escena me surge la pregunta de si ¿necesita la empresa Windows 7?. No es que exista una respuesta correcta y otra incorrecta sino que depende de quién formule la pregunta puede llegar a unas conclusiones u otras. Así que vamos a ir dando claves de lo que este producto puede ofrecer a las empresas, ya que muchas de ellas se encontrarán que no tienen otra solución que adoptarlo cuando deciden renovar el parque informático de la empresa.

Por un lado, como es habitual en este tipo de casos que implican un cambio de plataforma las mayoría de las empresas pensarán que para las necesidades de trabajo que tienen con Windows XP tienen más que suficiente, claro que seguramente si vamos 10 años atrás también lo dirían a la hora de cambiar de Windows 95 a 98 o de éste último a XP. Siempre existe una resistencia al cambio, sobre por aquello de si funciona no lo toques. Es algo que va asociado al progreso y la mecanización desde los inicios de la Revolución Industrial y los movimientos ludistas. Las principales razones que suelo oír para no cambiar de sistema operativo ya son antiguas y por lo general no cambian con el cambio de versión. Por lo general una nueva versión de Windows va asociada a un aumento de las necesidades de hardware para que el sistema funcione correctamente. En este caso parece que Windows 7 no supondrá importantes aumentos respecto a su predecesor Windows Vista, aunque como ya conocéis si el salto se produce desde XP si que tendremos dicho salto tecnológico.

Otra cuestión es la sensación de no necesitar el cambio. Como hemos comentado antes las empresas se sienten actualmente cómodas con los programas y el sistema operativo que usan, mayoritariamente XP ya que Vista no ha tenido una buena acogida entre los usuarios y menos aún en el entorno empresarial. Este "fracaso de Windows Vista" ha consolidado aún más la opinión de la fiabilidad y robustez de Windows Xp, cuestiones éstas muy valoradas en el entorno empresarial.

Por otro lado están las mejoras que introducirá Windows 7 en los sistemas. Con la evolución del mundo de hardware que tenemos claramente Windows XP hoy en día resulta insuficiente. Parece que el nuevo sistema supondrá la revolución de lo táctil ya que estará pensado para aprovechar las ventajas de este modo de interacción con el sistema. Aunque algunos no le veáis mucha utilidad en vuestras oficinas, cada día son más empresas las que tienen sistemas táctiles y la mayoría de ellas al margen de Windows. Es hora de aprovechar y explorar esta utilidad, tanto a nivel de sistema como de programas. En mi opinión aquí radicará parte del éxito del nuevo sistema, si consiguen crear una buena experiencia para el usuario se adoptará el sistema masivamente.

Otra cuestión importante es la de la seguridad. Windows Xp se ha revelado como claramente insuficiente en este campo y siendo un sistema excelente, en mi opinión el tamden XP+Antivirus se resiente en su rendimiento. Windows Vista ha tapado este agujero pero de una forma poco amigable para el usuario. Windows 7 parece que solucionará los problemas de XP y aprenderá de la experiencia de Vista para mejorar la usabilidad por parte del usuario. De todas formas Microsoft nunca podrá cantar victoria en esta lucha dado que su sistema será revisado con lupa por millones de usuarios. Si consiguen darle una mayor robustez de seguridad todos saldremos ganando y la empresa migrará al sistema casi por inercia.

Por otro lado quedan las opciones de Upgrade-Downgrade que nos ofrecen que no ayuda a estabilizar y dar la sensación de sistemas sólidos. A partir de Julio ofrecerán la posibilidad de actualizar los ordenadores que se compren con Windows Vista a Windows 7, mientras que las últimas noticias apuntan a que también existirá la posibilidad para los nuevos equipos de cambiar a la versión de Windows Xp. Por otra parte también parece que existirá la posibilidad de tener este sistema operativo dentro de Windows 7 virtualizado, y de esta forma seguir aprovechando todos los programas y software que utilizamos actualmente.

Para resumir diremos que aunque la empresa hoy en día no esté por la labor del cambio, este poco a poco se irá imponiendo y dentro de poco con el software que se desarrolle específicamente para aprovechar Windows 7 cambiará la mentalidad de esta necesidad de cambio. Además, el nuevo sistema promete mejoras en la seguridad que siempre son muy bien recibidos en la empresa. Por último me gustaría dejaros mi consejo de como cambiar el sistema o más bien cuando, ya que tampoco hace falta ser la primera empresa en migrar de sistema operativo. Es mejor esperar a que salgan las primeras actualizaciones y se vayan limando los pequeños fallos que pueda tener, de esta forma ganaremos en fiabilidad en la empresa y nos ahorraremos problemas.

En Tecnología Pyme | 6 versiones para Windows 7

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio