Compartir
Publicidad
Publicidad

Instalaciones desatendidas a través de la red

Instalaciones desatendidas a través de la red
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una de las opciones para instalar equipos nuevos o recuperar equipos cuyo sistema haya sido dañado es realizar instalaciones desatendidas a través de la red. Se trata de una opción que puede ser muy interesante sobre todo para las pymes que tienen varias sedes y que soluciona muchos de los problemas logísticos de las instalaciones en varias sedes.

Se trata de realizar una instalación de cualquier tipo de software en equipos remotos de forma transparente para el usuario final, de manera que pueda seguir trabajando de forma normal mientras nosotros estamos instalando una nueva aplicación de gestión o una actualización del lector de documentos PDF, por ejemplo. De esta manera tendremos los equipos de nuestra empresa correctamente actualizados sin necesidad de tener que realizar desplazamientos innecesarios o en el caso de equipos que no respondan y tengamos que instalar desde cero, evitar en envío de los equipos a las oficinas centrales.

Para poder realizar este tipo de instalaciones, algunas de las cuestiones que tendremos que tener en cuenta son las siguientes: * Distribución del software de instalación que en su mecánica sería semejante una aplicación cliente servidor, con uno o varios equipos con la consola de administración y un agente de comunicación instalado en cada equipo de la empresa para poder recibir las órdenes de instalación de dicho equipo. * Arranque por red de los equipos que tenemos en nuestra empresa. En el caso de que tengamos que instalar una imagen de sistema operativo, por ejemplo, necesitaremos iniciar el equipo a través de la red y que nos cargue directamente una imagen de sistema operativo que nosotros le indiquemos. Es conveniente tener habilitadas estas opciones en la BIOS de los equipos para facilitar la integración de estos equipos. * Servidores PXE que nos será de gran ayuda ante equipos que no incian con normalidad, asignando una dirección IP dinámica a la tarjeta de red y una pequeña imagen de sistema operativo para que inicien y nos permita seleccionar la imagen del sistema operativo para el equipo que tenemos que reinstalar desde cero.

Este tipo de gestores de instalaciones remotas nos ahorrarán muchos problemas a la hora de tener los equipos actualizados y ante cualquier inconveniente de instalación de los mismos. Además nos permitirán ir instalando remotamente y de forma escalonada, para no saturar la red, todos los equipos conectados a nuestra red.

Son muy interesantes para pymes de gran tamaño, entre 100 y 250 puestos informáticos o para todas aquellas que tienen varias sedes distribuidas por el territorio, en este caso supondrá un ahorro de dinero importante a la hora de mantener el parque informático en forma.

En Tecnología Pyme | Instalaciones desatendidas en la empresa Imagen | Arthur40A

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio