Compartir
Publicidad

Facturación electrónica: ayudas para su implantación

Facturación electrónica: ayudas para su implantación
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La facturación electrónica se considera una de las cuestiones estratégicas para conseguir ahorros y mejorar la competitividad de nuestras empresas. Además, 2010 será el año en el que todo contrato que se realice con la administración estaremos obligados a presentar la factura electrónica. Por lo tanto hoy hablaremos de las ayudas para la implantación de la facturación electrónica.

La línea principal de actuación en este campo la marca el Gobierno de España a través del Plan Avanza, que establece ayudas para la implantación de la facturación electrónica que cubren el 100% del capital invertido a través de una línea de crédito del ICO al 0% de interés. El plan está vigente hasta el 31 de diciembre de 2010 o el agotamiento de los fondos. Como una de las líneas financiables están:

Comercio electrónico y facturación electrónica, mediante aplicaciones y servicios que faciliten la realización por parte de las PYMES de transacciones electrónicas con otros agentes, incluidas las Administraciones Públicas

Comunidades y Ayuntamienos suelen ofrecernos ayudas complementarias para la implantación de la facturación electrónica. Ellas son las primeras interesadas en que toda la facturación que reciben esté en formato electrónico ya que para la administración supondrá un ahorro de costes importantísimo a la hora de tramitar todos los pagos con las distintas empresas.

Otra de las puertas a las que llamar para informarnos de las ayudas que tenemos a la hora de implantar la facturación electrónica en nuestro negocio son las Cámaras de Comercio, que centralizan las ayudas y nos facilitarán como saber donde acudir y presentar nuestras peticiones de financiación ya sean del Plan Avanza o cualquier otra línea de ayudas.

Por último, son muchas las empresas que a la hora de ofrecernos su producto o su solución de facturación nos ofrecen la tramitación de estas ayudas. Yo no es que sea muy entusiasta de este tipo de acuerdos, pero está claro que ambas salen beneficiadas. Personalmente prefiero tener claro que ayudas me ofrecen para luego poder descontarlo del precio del producto.

Por otro lado las ayudas para la implantación van más allá de lo meramente económico y durante estos años de atrás se ha realizado un esfuerzo en dar a conocer la facturación electrónica y sus ventajas, que no se realmente que grado de penetración ha tenido en las empresas. Charlas para conocer la facturación electrónica y distintos seminarios para mostrar el sistema, su complejidad y necesidades se realizan periódicamente.

La formación para los trabajadores no es una de las cuestiones fundamentales, puesto que las aplicaciones de facturación electrónica difieren poco de las aplicaciones de facturación normales. La facturación electrónica no supone una curva de aprendizaje prolongada, sino que es intuitiva para aquellos que ya están acostumbrados a utilizar programas de facturación.

Así, por lo tanto existen ayudas disponibles, tanto para la implantación como para conocer más a fondo los beneficios de la implantación de la facturación electrónica en las empresas. La próxima entrega del especial explicaremos por qué el año 2010 será el año de la facturación electrónica y cómo será uno de los temas de los que más se hablará a lo largo del año.

Más Información | ICO En Tecnología Pyme | Facturación electrónica: ventajas para las pymes

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio