Publicidad

Factores a considerar para elegir un ADSL en la empresa

Factores a considerar para elegir un ADSL en la empresa
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad


Muchas veces cuando una empresa tiene que contratar una línea ADSL empiezan a surgir dudas sobre cómo elegir un operador u otro. Existen distintos factores a considerar para elegir un ADSL en la empresa. Más allá de uno u otro operador las cuestiones en las que debería fijarse una empresa van más allá del precio y el ancho de banda ofrecido.

En primer lugar tenemos que tener en cuenta la tecnología con la que nos ofrecen el servicio. No es lo mismo que nos ofrezcan el servicio de banda ancha por par de cobre, el de teléfono de toda la vida, por cable como operadores tipo ONO o con conexión de fibra, por hablar de las opciones cableadas. También podemos decantarnos por un ADSL móvil que utilice redes inalámbricas como medio de transmisión.

Si utilizamos par de cobre debemos tener en cuenta la distancia de nuestra empresa o negocio a la central telefónica de su zona. En función de esta distancia tendremos un ADSL de mayor o menor calidad. A medida que nos alejamos de la central se pierde la posibilidad de tener mayor ancho de banda. Debido a esto puede ocurrir que contraemos una línea de 20 Mb y sólo nos llega a casa 10 Mb.

A la vez debemos considerar el estado del par de cobre que llega hasta nuestra casa, que no esté dañado ni expuesto a inclemencias meteorológicas. Esta cuestión es independiente del operador que contratemos con par de cobre, es decir, todos los operadores utilizan el mismo cable desde la central telefónica hasta nuestra casa, conectándolo cada uno a sus propios aparatos de comunicaciones para facilitarnos el ADSL.

Otra de las cuestiones que debemos tener en cuenta el equipamiento de comunicaciones que nos facilita el operador. Sobre todo en empresas pequeñas que utilizan el router que les da la compañía debemos optar por routers que nos ofrezcan interfaz inalámbrica con especificación 802.11n que nos facilite una velocidad de conexión de 300 Mbps, lo que agilizará mucho nuestro acceso inalámbrico a la red.

En empresas donde no podemos estar sin conexión lo interesante es buscar una respuesta rápida y ágil ante algún problema dentro del servicio técnico del operador. Este es uno de los puntos que peor cumplen las operadoras ofreciendo la mayoría de ellos un servicio técnico muy deficiente, aunque hay algunas que hacen de este aspecto una de sus virtudes.

Por último, no debemos dejarnos llevar por la velocidad de descarga. Para las empresas hoy en día es casi tan importante la velocidad de subida como la de descarga. Esta opción se convierte en imprescindible si trabajamos en la nube, donde la transferencia de datos hacia Internet es tan habitual como la descarga de los mismos.

Existen algunas más a tener en cuenta en caso de que tengamos servicios como IP fijas, o servidores de correo, etc. Tener facilidades para que el tráfico salga con nuestros propios DNS en lugar de los la operadora para que no aparezcan como spam, que es una opción común con muchas empresas de telefonía. Todas estas son algunas opciones que debemos contrastar antes de contratar.

A medida que vamos añadiendo más líneas o más infraestructura que dependa de nuestras comunicaciones las opciones se van complicando y la elección se deberá hacer de forma más cuidadosa puesto que una vez montado el servicio el cambio de operador siempre es delicado y la tendencia será a mantener para evitar migraciones, que no deberían ser complicadas pero siempre despiertan intranquilidad.

En Tecnología Pyme | ADSL con dos operadores de comunicaciones: ¿merece la pena?
Imagen | comedy_nose

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir