Compartir
Publicidad
Publicidad

Estiramientos para los que trabajamos con el ordenador

Estiramientos para los que trabajamos con el ordenador
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Permanecer muchas horas frente al monitor, dale que te pego al teclado y al ratón, sin duda pasa factura a nuestro cuerpo. Aunque estemos acostumbrados a ello y adoptemos una postura adecuada, mantener esta posición durante tanto tiempo hace que se resientan nuestros músculos y aparezcan molestias que nos impiden trabajar con comodidad.

Ya hemos comentado en Tecnología Pyme algunas soluciones de software que te indican cuándo hacer pausas y que incluso incluyen vídeos o instrucciones para realizar estiramientos que nos permitan terminar la jornada en condiciones óptimas, y no ir acumulando ese estrés muscular que puede llevarnos a sufrir una de las llamadas lesiones por esfuerzo repetitivo.

El no utilizar software de apoyo no nos impide adoptar ciertas medidas que nos ayuden a aliviar los dolores y molestias que puede llega a producir el trabajo prolongado con el ordenador.

Establecer micropausas cada cierto tiempo (15 ó 20 segundos es suficiente) y descansos programados durante la jornada nos ayudarán en este sentido, al igual que realizar algunos ejercicios de estiramiento sencillos sin tener siquiera que levantarnos de nuestra silla, como los que aparecen en el diagrama que encabeza esta entrada, con los que estiraremos aquellas partes de nuestro cuerpo que más sufren con este tipo de trabajo, espalda, antebrazos y cuello.

  • Espalda: manteniendo piernas y caderas quietas y mirando al frente, giramos el tronco hacia el lateral de la silla, agarrándonos a él y aumentando suavemente la torsión hasta notar que se estira la zona dorsal. Permanecemos así durante 20 ó 30 segundos y luego efectuamos el mismo ejercicio hacia el lado contrario.
  • Antebrazos: estiramos el brazo y con la otra mano flexionamos la muñeca, primero con la palma hacia arriba y luego hacia abajo, durante 20 segundos en ambos brazos.
  • Cuello: agarrando los laterales de la silla (si no los tienes deja caer los brazos hacia el suelo), inclinamos la cabeza hacia un lado hasta que sintamos el estiramiento en el lado contrario. Aguantamos durante 20 segundos y repetimos la operación en el lado opuesto.

Incorporar estas rutinas a nuestra jornada realmente ayuda a evitar los dolores y molestias inherentes al trabajo prolongado con el ordenador y es, además, una excelente manera de prevenir la aparición de lesiones más graves que podrían llegar a impedirnos realizar nuestro trabajo.

Vía | Pymes y Autónomos En Vitónica | Estiramientos en la oficina

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio