Compartir
Publicidad
Publicidad

El mejor sistema operativo para la pyme

El mejor sistema operativo para la pyme
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El mejor sistema operativo para la pyme es aquel que le permite hacer aquello que necesita hacer como empresa. Esta definición que no hace sino recalcar lo obvio es muy importante a la hora de determinar que sistema operativo es mejor en nuestra empresa. Tenemos que tener claro que esto es una herramienta que nos permitirá desarrollar nuestro trabajo.

De nada sirve instalar en una empresa equipos Mac si a la hora de la verdad poco más que el explorador vamos a utilizar porque nuestras aplicaciones están en la nube bajo el modelo SaaS. Cada sistema operativo nos aportará una serie de ventajas, debemos saber cuales de ellas son interesantes para nuestras empresas y cuales no. Algunas de la cuestiones que debemos tener en cuenta a la hora de elegir nuestros sistemas operativos son los siguientes: * Facilidad de administración, buscamos un sistema que pueda administrar alguien de nuestra empresa o un servicio técnico que tengamos contratado. En este sentido, hay que tener en cuenta la cantidad de horas que dedicaremos a esta tarea, dado que ello implicará una cantidad de dinero que de forma indirecta dedicamos a estos sistemas. * Continuidad del sistema, en este punto es muy importante. Se trata de saber en qué medida mi sistema fallará, cuándo fallará y cuánto tiempo tardaremos en recuperarlo. Aquí no todos los sistemas se comportan igual, Windows sufre más con el paso del tiempo que Mac o Linux, y al final muchos administradores acaban por reinstalar el sistema antes de que falle. Tendremos que cuantificar todos estos problemas que nos pueden dar los distintos sistemas. * Retorno de la inversión puesto que en la medida que el sistema operativo nos permita llevar a cabo nuestros negocios podremos dar por bueno lo invertido en el mismo, coste inicial, energético, mantenimiento, etc. * Interoperabilidad no vivimos en un mundo aislado, y nuestra empresa tiene que comunicarse con otras a la hora de trabajar. De nada nos servirá tener instalado un sistema operativo que nos dificulte este trabajo. Debemos buscar formatos estándar, ya sean los estándares oficiales o los creados de facto por ser mayoritarios en el mercado. * Seguridad de los datos y no me refiero únicamente a los problemas del malware, sino también a la facilidad para encriptar los datos y trabajar con ellos desde distintos equipos. Esta opción es muy importante para muchas empresas y determina en gran medida su cambio de sistema operativo, no sólo a Mac o Linux sino dentro del propio ecosistema Windows.

Todas estas opciones se pueden aplicar tanto a los equipos de sobremesa como a los servidores, con el agravante de que el servidor es un servicio centralizado y su fallo repercute en todos los equipos dependientes de éste. También debemos tenerlas en cuenta a la hora de cambiar de versión de nuestros sistema operativo. No es lo mismo Windows Xp que Windows Vista o 7. ¿Os habéis planteado alguna de estas cuestiones a la hora de elegir sistema operativo para vuestra empresa o aceptamos el estandar de facto con Windows?

En Tecnología Pyme | Sistema operativo dual: Windows y Linux instalados en un equipo (I) Imagen | jeremy_tarling

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio