Compartir
Publicidad

Cinco malos usos de las herramientas tecnológicas en las empresas

Cinco malos usos de las herramientas tecnológicas en las empresas
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Siempre pensamos que si invertimos en herramientas tecnológicas vamos a conseguir mejorar la productividad de forma notable. Es la forma que tenemos de recuperar la inversión realizada, pero está claro que no siempre es así. Hoy vamos a poner algunos ejemplos de los malos usos de las herramientas tecnológicas en las empresas.

Aquí va dar un poco igual la complejidad de la herramienta, si llevamos años utilizándola o se acaba de implantar, el caso es que en muchas ocasiones no le sacamos todo el partido necesario o simplemente las utilizamos mal. Y esto implica que en lugar de ahorrarnos tiempo nos hace perder una buena parte del que tenemos disponible.

Cinco herramientas tecnológicas mal utilizadas en la empresa

  • Vamos a comenzar con el correo electrónico, utilizado en muchas ocasiones como si fuera un acta notarial donde todo tiene que quedar registrado. Pero también como una herramienta de comunicación para temas urgentes, donde a veces aparecen correos a deshoras que esperan ser contestados al momento.

  • Quizás tiene que ver con el uso de los smartphones que nos hace gestionar el correo desde lugares y con premura de tiempo inapropiado, sin poder prestar la atención adecuada al mismo, contestando brevemente y en muchas ocasiones, olvidándonos ya del tema, cuando necesitamos hacer algo más que contestar.

  • Internet es otra de las herramientas que nos puede hacer perder mucho tiempo en las empresas si hacemos un mal uso. Problemas de seguridad, de productividad y de uso de la herramienta más para el ocio que para el negocio.

  • El CRM, el gestor de clientes que nos debe ayudar a dar un trato más personal e identificar las oportunidades de negocio que tenemos, pero muchas veces no extraemos esta información y nos centramos sólo en que sea una carga administrativa más para los empleados.

  • Algo similar ocurre con los gestores de tareas que debemos utilizar para cumplir con tareas en sus plazos correspondientes no para ir añadiendo más carga de trabajo. Y también añadir más estrés viendo como tenemos tareas pendientes inacabadas que reclaman nuestra atención.

Seguro que en cada empresa tenéis identificadas alguna más, que usáis todavía o que se implantó en su momento y se dejó de usar porque daba más trabajo del que quitaba. ¿Cuáles son para vosotros las herramientas tecnológicas que peor se usan en la empresa?

En Tecnología Pyme | Cuatro consejos para ayudarte a trabajar a diario con más comodidad Imagen | Honou

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio