Compartir
Publicidad

¿Es malo que nuestros empleados usen las redes sociales en el trabajo?

¿Es malo que nuestros empleados usen las redes sociales en el trabajo?
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

He de reconocer que si yo fuera un gestor de equipos de trabajo mi respuesta a esta pregunta hubiese sido un sí, y de hecho, sería bastante reticente a permitir utilizar las redes sociales en el trabajo. De hecho, están siendo unos verdaderos quebraderos de cabeza para muchos empresarios, que ven en ellas una amenaza para aumentar la eficiencia de los empleados.

Sin embargo, no siempre lo que nos parece lo más evidente es lo mejor para una mejor eficiencia organizativa. NO en vano, un estudio elaborado por la consultora global AT Kearney asegura que permitir el uso de las redes sociales en el trabajo no solo no es contraproducente, si no que incluso puede llegar a ser beneficioso.

Así, se desprende del estudio que el hecho de que los empleados puedan usar las redes sociales en el trabajo les ayuda a estar más felices y, por tanto, motivados, echando por tierra la idea de que el uso de las redes sociales reduce el rendimiento laboral.

De hecho, cada vez son más los empresarios que se dan cuenta de que permitir el acceso a las redes sociales en el trabajo no es necesariamente una pérdida de tiempo y hace que los empleados se sientan más cómodos y felices en sus puestos de trabajo. Usar Facebook y Twitter en horario laboral no solo no reduce la productividad laboral, si no que ayuda a los empleados a desconectar por un momento de la rutina y así puedan rendir mejor en su turno de trabajo.

Muchas son las empresas que restringen el acceso a ciertas webs a sus empleados, entre ellas las redes sociales, aunque esta tendencia está reduciéndose. Si en el 2010 eran casi la mitad de ellas las que bloqueaban el acceso, se prevée que en 2014 el porcentaje se reduzca a un 30%.

Por tanto, ¿es malo que nuestros empleados hagan uso de las redes sociales? Si creemos que sí, y les bloqueamos el acceso, al segundo sacarán los smartphones de los bolsillos y comenzarán a utilizarlos, aún sin nuestro consentimiento, y esto es algo que no podemos controlar ni evitar. Como bien comentaba JM, hay datos que hablan de que un buen uso de estas herramientas puede ser muy positivo.

En Pymes y Autónomos | ¿Permitir o no las redes sociales en el trabajo? Sí, con formación Imagen | Espacio Camon

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos