Publicidad

Seis aspectos a tener en cuenta si trabajas en el exterior con la ola de calor
Vocación de empresa

Seis aspectos a tener en cuenta si trabajas en el exterior con la ola de calor

Publicidad

Publicidad

Empieza la ola de calor, la primera del verano pero puede que no sea la última. Para muchos que tienen que trabajar en el exterior puede ser un grave problema de salud si no se toman las medidas preventivas adecuadas. Por eso vamos a ver 6 aspectos a tener en cuenta si trabajas en el exterior con la ola de calor.

Porque las altas temperaturas pueden provocar diferentes molestias, desde quemaduras o erupciones cutáneas por exceso de sudoración a calambres provocados por deshidratación o síncopes y desmayos. En los casos más graves golpes de calor que en algunos casos pueden llegar a ser mortales.

Precauciones a tomar ante una ola de calor si tienes que trabajar en el exterior

Además de la temperatura del aire hay que estar también atentos a la humedad y la radiación solar, ya que son factores pueden agravar los efectos de la ola de calor.

  • Si es posible organizar el trabajo de forma diferente, lo ideal es empezar la jornada lo antes posible y evitar las horas centrales. Especialmente en esta época del año donde los días son más largos. Esto puede servir para determinados sectores o para los autónomos, pero no para un bar que tiene un horario determinado y sus camareros tienen que atender igual la terraza.

  • Evitar los trabajos en solitario, especialmente si son pesados, en las horas centrales del día. Si es posible es importante habilitar sombras, pero si por la naturaleza del trabajo no es posible, aumentar las pausas y los descansos, no solo para hidratarse, sino para protegerse del sol.

  • Establecer rotaciones de trabajadores para trabajar en el exterior, de manera que no pasen varias horas expuestos al sol en plena ola de calor.

  • Aumentar las pausas de forma mucho más frecuente para la hidratación obligatoria que tiene que ser con agua, nunca con bebidas alcohólicas. El empresario debería proporcionar zonas de descanso adecuadas, con medios para refrescarse como duchas o que faciliten el descenso de la temperatura corporal.

  • Es necesario proteger la cabeza con gorros o sombreros evitando la sobreexposición al sol. También es importante utilizar cremas solares para evitar quemaduras de piel. En este sentido la ropa tiene que ser amplia, ligera y de color claro.

  • Disponer de las medidas necesarias para poder actuar en caso de emergencia, con agua fría o hielo para poder enfriar al trabajador que ha sufrido un problema.

La Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de prevención de riesgos laborales establece que los empresarios deben garantizar la seguridad y la salud de los trabajadores a su servicio en todos los aspectos relacionados con el trabajo. En momentos complicados del año como estos, lo ideal es establecer un ritmo de trabajo menor que garantice la salud de los trabajadores.

Una última cuestión a tener en cuenta es el descanso nocturno, dado que las noches tropicales, con temperaturas por encima de los 23º impiden el sueño y provocan problemas durante el resto del día. Es necesario tratar de descansar para no sufrir más problemas durante el resto del día en nuestro puesto de trabajo.

Imagen | geralt

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir