Compartir
Publicidad

Spiceworks: supervisión centralizada de nuestra red

Spiceworks: supervisión centralizada de nuestra red
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Según una empresa va creciendo, es lógico que el parque informático vaya aumentando también de tamaño. Vamos comprando nuevos equipos, nuevos servidores, sistemas de almacenamiento NAS, hardware de red,... y acabamos por tener una cantidad de "aparatos" lo suficientemente grande como para que se haga muy difícil su gestión. Para resolver esto tenemos aplicaciones de monitorización integral de la red, como puede ser la que hoy os presentamos: Spiceworks.

Spiceworks tiene la gran ventaja de estar basada totalmente en un sistema de gestión a través de web, lo cual nos ofrece grandes ventajas como el poder usarlo desde cualquier lugar y con cualquier tipo de dispositivo que integre un navegador compatible con el sistema, siempre con los datos alojados en los equipos de la red interna de nuestra empresa.

Para instalar Spiceworks en nuestra red, sólo necesitaremos un equipo con sistema operativo Windows Server o bien cualquier versión profesional o superior de los sistemas operativos de escritorio de Microsoft. Esto es así porque hace uso de Internet Information Services (el servidor web de Microsoft) presente en los sistemas de este fabricante para publicarse en nuestra red o, como ya hemos dicho, hacia el exterior si así lo queremos y con simplemente mapear el puerto correspondiente de nuestro router.

Ahora bien, muy bonito hasta aquí, pero... ¿qué hace realmente? Spiceworks se convertirá desde el mismo momento en que lo instalemos en nuestro supervisor personal de la red. Nada más instalarlo nos pedirá que le demos claves válidas de administrador local (no es necesario que lo sea del dominio, si lo hubiere) y comenzará a escanear nuestra red, entrando equipo por equipo, y generando informes a partir de los datos que encuentre en el visor de sucesos, el espacio libre en disco, etc.

Para equipos que no usen sistemas operativos de Microsoft también funciona a la perfección a la hora de obtener informes. Nos solicitará igualmente una clave con permisos de administrador (si fuese diferente a la otra) y conectará como pueda, es decir, intentará acceder por SSH, o por telnet,... probando diferentes formas. En el caso de que no consiga catalogar algún equipo, nos informará de ello para que lo hagamos nosotros mismos si así lo vemos conveniente.

En cuanto al monitorización de servidores, poco a poco el grupo de desarrollo va avanzando y ya permite generar informes sobre Microsoft Exchange tales como buzones con más espacio ocupados, mayor actividad, etc. Spiceworks es de uso totalmente gratuito gracias al patrocinio de grandes empresas del sector, que lo financian a cambio de colocar algo de publicidad en la web de gestión, eso sí, de forma nada invasiva ni molesta para su uso con total normalidad.

Personalmente llevo bastante tiempo usándolo y, a mi modo de ver, es un gran software que nos puede evitar largas horas de supervisión de la red, control de recursos, etc., tareas que, todo sea dicho, se termina por no hacer en la mayor parte de los casos por cuestiones de tiempo, con los problemas que luego conlleva. Con este sistema podemos programar alertas de forma que ni siquiera necesitemos entrar periódicamente a ver cómo van las cosas, sino que él mismo nos avise mediante correo electrónico de que, por ejemplo, nuestro NAS compatible con SSH está al límite de almacenamiento.

El único posible problema es que únicamente está disponible en inglés y no parece que haya voluntad de traducirlo, sin embarto en su defensa debo decir que es muy sencillo de entender una vez te pones.. Sin duda, uno de esos programas que, una vez lo pruebas, no entiendes cómo has podido apañártelas antes sin él.

Más información | Spiceworks

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio