Compartir
Publicidad

Suplantación de identidad

Suplantación de identidad
0 Comentarios
Publicidad

Anteriormente comentamos incidencias respecto al permiso de trabajo y las consecuencias sobre su caducidad. A raíz de este post me vino a la cabeza un supuesto que si bien, no es generalizado, debemos tener en cuenta para que no nos pase a nosotros, como reza un sabio consejo de Benjamín Franklin, “los hombres sabios aprenden de los errores de los demás (...)”, se trata de la suplantación de la identidad de un trabajador por otro.

Bien, el asunto es que una vez un empresario me comentó que se había encontrado con una extraña situación, un empleado había intentado trabajar para su empresa con documentación que pertenecía a otra persona. Lo supo porque dio la casualidad que dicha persona a la que pretendía suplantar había estado prestando sus servicios en la misma empresa, y a la hora de cotejar la documentación si bien el aspecto físico era parecido, no era igual.

Este empresario tuvo suerte y no cayó en el fraude, pero si por alguna de las muchas circunstancias que hay en esta vida, nos ocurre a nosotros, debemos conocer que el contrato firmado por una persona que no es quien dice ser, carece de validez, es nulo de pleno derecho, por lo que a partir de ese momento se debe cursar denuncia ante la autoridad competente y exponer los hechos ocurridos, de lo contrario nos podríamos ver inmersos en un grave problema, pues podrían considerar que estamos empleando a trabajadores indocumentados o con documentación falsa.

Foto: Scol22

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio