Compartir
Publicidad

Reduce la factura eléctrica de tu empresa (I): conceptos básicos

Reduce la factura eléctrica de tu empresa (I): conceptos básicos
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

En epocas de crisis es cuando hay que extremar el cuidado con los gastos corrientes de nuestra empresa. Uno de ellos, y por lo general bastante importante, es la factura eléctrica. Os habéis preguntado alguna vez, ¿cuánto consume un puesto informático? Una elección cuidadosa de los equipos que compramos puede ahorrarnos unos cientos de euros al final del año. Dos son las cuestiones que más nos interesan para ahorrar: monitor y PC.

Cuando elegimos el monitor y el PC para nuestras oficinas además de los datos habituales tendríamos que mirar los datos de consumo eléctrico. Debemos fijarnos en tres conceptos básicos del consumo de energía o precisando mejor, tres modos de funcionamiento: modo encendido, modo suspendido y modo apagado. Sí, no me he equivocado, la mayor parte de los equipos que tenemos consumen energía cuando están apagados con el botón o la opción stand by. Lo reconocereis por el típico piloto rojo parpadeante del monitor cuando hemos apagado el PC pero no hemos apretado el botón del monitor.

Con estos datos podéis realizar una comparación del consumo actual de vuestros equipo y el de un equipo de bajo consumo. Para ello, Energy Star, programa de la Unión Europea para los equipos ofimáticos con eficiencia energética, pone a vuestra disposición una calculadora de energía. Por medio de esta singular aplicación podremos saber cuanto nos ahorramos por puesto al año de media. Hacer el cálculo y cuando tengais que renovar vuestros equipos tenedlo en cuenta.

Otra cuestión interesante y que no mucha gente repara en ello es que un ordenador portátil consume entre un 50% y un 80% menos que un ordenador de sobremesa. De esta manera el sobrecoste que tendremos que asumir, dado que los portátiles suelen ser un poco más caros que los equipos de sobremesa, lo amortizaremos ampliamente a lo largo de la vida útil de vuestra empresa, por no hablar de la imagen de la empresa. ¿Habéis entrado en una empresa que todos los equipos fuesen portátiles? ¿Qué sensación os transmitiría?

En próximos artículos trataremos de identificar que hardware está más orientado a conseguir esa eficiencia energética, así como que configuración de software es la más adecuada para conseguirlo.

Más Información | Energy Star

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio