Sigue a

social

Los beneficios sociales, como complemento al sueldo de un empleado, se consideran parte de nuestra retribución. Y entre estos podemos encontrar ventajas financieras, seguros de salud, de vida, vehículos, tarjetas de comida, y así, hasta un largo etcétera.

La mayoría de estos beneficios sociales se fijaron en una época de bonanza, quedando muchos de ellos desactualizados, si tenemos en cuenta que con la crisis económica y la incertidumbre que acarrea, implica cambios en la valoración subjetiva de quien los percibe. A pesar de ello, la mayoría de las empresas que los brindan, lo han actualizado su ‘pool’ de ventajas a los empleados de acuerdo a las nuevas circunstancias.

Esta actualización no tiene por qué tener asociado un mayor coste económico, sino más bien todo lo contrario, ya que dependerá del ‘mix’ que se elija y también de sus proveedores. Por lo que solo se trataría de una reasignación de los recursos en base a las nuevas preferencias.

Adicionalmente, esta sensibilidad de la empresa con su entorno más cercano tiene demostrados efectos positivos sobre sus propios empleados, que se sentirán más satisfecho, lo que se traducirá en mayor motivación y productividad.

En Pymes y Autónomos | Los mejores candidatos, los más conocidos
Imagen | mlinksva


Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario