Compartir
Publicidad
Publicidad

Estudio sobre el uso de tecnología en el comercio minorista

Estudio sobre el uso de tecnología en el comercio minorista
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La adaptación empresarial a las nuevas tecnologías y la sociedad de la información sigue los cauces habituales de toda innovación: primero las grandes empresas y luego poco a poco el resto del tejido empresarial hasta llegar a los autónomos.

Resulta por tanto lógico que un sector como el comercio minorista, donde son mayoría las microempresas, esté aún en proceso muy incipiente de adopción de tecnologías de la información. Es esto lo que viene a resaltar el recientemente publicado Diagnóstico Tecnológico del Comercio Minorista, realizado por el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información (ONTSI) sobre una muestra de 585 empresas del sector: una de cada tres empresas del sector de comercio minorista aún no han incorporado ningún dispositivo o herramienta informática para su negocio.

En España hay 536.857 empresas del sector minorista, que suman aproximadamente 800.000 puntos de venta finales, cifra a toda luces desproporcionada en comparación con los países de nuestro entorno. La globalización, la sociedad de la información o el comercio electrónico son ya fenómenos irreversibles, que acentuados ahora por la crisis económica, suponen un desafío a la supervivencia del minorista, y la adopción de las nuevas tecnologías uno de los elementos imprescindibles para asegurarse el futuro.

En el estudio se observan algunos datos preocupantes:

  • El 42,2% de las empresas del sector de comercio minorista no disponen de acceso a Internet.
  • Sólo el 22% tiene presencia en la red, y en muchos casos simplemente dentro de un repertorio publicitario, como Páginas Amarillas.
  • Apenas el 7,7 % de las empresas de comercio minorista venden en Internet.

Pero también otros esperanzadores, como es el hecho de que quienes ya usan las tecnologías las ven como muy útiles, y en general existe esa percepción por parte del sector. Lo importante a tener en cuenta es que los empresarios no conocen cuales son las posibilidades que las tecnologías ofrecen para sus negocios. Aquí podríamos situar el principal problema, ese
desconocimiento hace que algunas empresas no se hayan planteado la incorporación de las tecnologías.

La búsqueda de soluciones de esta índole, y lo que es más importante, que dichas soluciones sean asequibles y útiles para el sector se convierte para el futuro en el elemento esencial para que, las empresas se incorporen al uso de las nuevas tecnologías o incrementen su implantación en los próximos años.

En este sentido resulta de fundamental importancia la ayuda desde las Administraciones Públicas, y es por eso que el Estudio termina ofreciendo una recopilación de los instrumentos para el acceso a tales ayudas:

  • Acciones de divulgación, como son los programas desarrollados desde Red.es, Ninguna Empresa sin Web (NEW) o Jornadas Tecnológicas
  • Programa Avanza Pyme, con acciones para el desarrollo e implantación de aplicaciones destinadas a la mejora y automatización de procesos de la empresa
  • Acciones para la financiación directa, como son los Préstamos tecnológicos Avanza (Préstamos TIC)

No hay alternativa para un minorista en esta cuestión: difícilmente sobrevivirá si no adapta su negocio a las nuevas tecnologías.

Fotografía l conskeptical
Más información l Informe del ONTSI (PDF 607 Kb)
En Tecnología Pyme l Plan Avanza: préstamos TIC para pymes

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio